La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Camilo Giraldo Gallo - cgiraldo@larepublica.com.co

A finales de diciembre empezarán a rodar por las calles bogotanas 44 buses híbridos desarrollados en Colombia por la empresa Superpolo. Esta será la primera experiencia de este tipo en el país y la segunda en la región, después de que hace ocho meses fuera lanzados en Brasil.

Los vehículos, que cuentan con tecnología limpia, se pueden mover con utilización de diesel o sistemas eléctricos. Cada uno tiene capacidad para transportar 80 pasajeros y funcionarán por las carreras Séptima y Décima.

“Vimos la posibilidad porque en Colombia hay varias alternativas: están los electricos, pero estos necesitan una infratesrucutra muy grande; o también los que se mueven a gas, pero presentan problemas por la altura. Estos nuevos buses pemiten integrarse sin que las inversiones en infratestructura sean muy grandes”, dijo Magnus Cruz, gerente general de Superpolo.

Otra de las características de los vehículos es que están fabricados con materiales especiales que hacen que su carrocería sea más liviana, tienen diseños futuristas de los que se requieren para el transporte masivo en ciudades sostenibles y además son fabricados en su totalidad por mano de obra nacional.

“Existe una preocupación en el gobierno local para hacer que Bogotá sea una ciudad más limpia. Por eso hace algunos meses empezamos a trabajar con Tansmilenio para mirar alternativas. Son una novedad porque las emisiones son mas bajas, el costo de operación es inferior a pesar de que la inversion es más grande”, agregó Cruz.

Para este proyecto la compañía aprovechó la ampliación de su planta en Cota, Cundinamarca, en la que invirtieron US$600.000.