Un estudio de Boston Consulting Group evaluó la intención de consumo y cómo la coyuntura del Covid-19 afecta las proyecciones

Laura Lucía Becerra Elejalde - lbecerra@larepublica.com.co

El comercio ha sido uno de los sectores que más ha sentido el impacto del Covid-19 y de las medidas de los gobiernos para intentar contener la pandemia, una situación que se refleja directamente en los hábitos de consumo de las personas. Según el estudio ‘Consumer Sentiment’, realizado para cuatro países de Sudamérica por Boston Consulting Group (BCG), para este año 81% de los consumidores espera reducir su gasto, solo 7% lo mantendría y 12% prevé aumentar sus compras.

De acuerdo con el estudio, otro factor de incidencia para los consumidores tiene que ver con el cierre de 2019, marcado por un contexto político de manifestaciones y preocupación por el futuro de la economía.

“Hemos observado que ya antes del Covid, 51% de los encuestados colombianos pensaba que el país pasaría por una crisis en 2020, con una visión un poco negativa a corto plazo; después del Covid aumentó a dos tercios de la población, y esto impacta los patrones de consumo en términos de volumen y categorías”, dijo Sandro Marzo, socio y managing director de BCG en Colombia.

Si bien la perspectiva negativa del consumidor colombiano pasó de 51% a 67%, sigue siendo más positiva que la de los argentinos o chilenos, que aumentó de 59% a 69% en el caso de Chile, y de 78% a 79% en el de Argentina. Para los peruanos, el impacto ha sido menor, solo cambiando a una percepción de crisis de 29% a 45% de los consumidores antes de la pandemia con relación a la actualidad.

En cuanto a las categorías de consumo, si bien los consumidores habían asegurado antes de la coyuntura del Covid-19 que reducirían su gasto en todas, también se modificaron los patrones. Para los alimentos aumentó en ocho puntos porcentuales (pp) la propensión del consumo. Antes de la pandemia los consumidores pensaban reducir este rubro en 30%, ahora solo planean hacerlo en 22%, y según BCG, destacan los productos frescos (+14pp) debido a la necesidad de mantenerse saludable.

Esta tendencia también se evidenció en las compras de cuidado personal y ropa, con un aumento de tres puntos. Entre enero y febrero, los consumidores aseguraron que la expectativa de gasto en este sector para este año estaba en una reducción de 21%, mientras que en marzo con el inicio de la pandemia, solo hablaron de 18%.

Un panorama similar está en los servicios financieros, también con tres puntos adicionales, y un cambio de 20% a 17% en los planes de reducción de gasto. Entrando en más en detalle, de acuerdo con la consultora, otros ganadores en este contexto son los seguros de salud (que tienen un aumento de nueve puntos porcentuales) y las plataformas de streaming y cable (con alzas de nueve pp y cinco pp respectivamente).

“Es más fácil para un consumidor decir que va a gastar menos versus antes del Covid-19, pero una vez está enfrente de cada producto, se da cuenta de que no van a poder gastar menos en cierta categoría”, explicó Marzo.

LOS CONTRASTES

  • Sandro MarzoSocio y managing director de BCG

    “A la pregunta específica sobre si van a gastar más, igual o menos este año con relación al pasado, 80% de los colombianos responde que menos y solo 12% dice que gastará más”.

Además, según la consultora, 75% de los consumidores de la región percibe que hace sus compras aprovechando las promociones con algún tipo de regularidad, siendo la categoría de cuidado personal y vestuario la de mayor dependencia de promociones (85%). A nivel general y dada la coyuntura, 40% de los consumidores espera comprar aún más en época de descuentos en 2020.

“Hay un alto efecto para promociones, que es un poco lógico, más de 80% de los consumidores colombianos están diciendo que ya tienen la percepción de comprar en promociones y además estarían dispuestos a cambiar la marca si ven una promoción interesante para ellos”, aclaró Marzo.

Compradores prefieren tiendas físicas en vez de canales virtuales
A pesar del auge del comercio electrónico, otra tendencia de consumo que encontró el estudio de BCG es que 68% de los consumidores sigue prefiriendo comprar más en tiendas físicas que por medio de canales digitales. En productos de cuidado personal y ropa, la tendencia está en que 80% prefiere hacer las compras en físico y solo 20% en línea; para productos alimenticios, solo 21% tiene preferencia por las compras online, mientras que 79% prefiere ir a los comercios. En categorías como viajes 55% hacen sus compras online.