El rector de la entidad de educación superior aseguró que el gobierno debe apoyar más a los estudiantes, pues los préstamos que han ofrecido no se han materializado

Laura Neira Marciales - lneira@larepublica.com.co

La nueva normalidad ha significado diversos retos para las empresas y entidades que están determinando si volverán a la presencialidad, se mantendrán en teletrabajo o telestudio, o si adoptarán un modelo de semipresencialida. Sin embargo, Marco Tulio Calderón, rector de la Universidad La Gran Colombia, aseguró que este último genera grandes costos que las universidades no pueden seguir asumiendo.

LOS CONTRASTES

  • Jaime AriasRector de la Universidad Central,

    “Antes había un déficit y este se agrandó porque tuvimos que adquirir nuevas herramientas para la educación virtual, pero también hemos brindado auxilios a los estudiantes”.

¿Cómo los ha afectado la pandemia? ¿Cuánto ha variado el número de estudiantes?

Nosotros terminamos el año pasado con cerca de 11.515 estudiantes, en este momento tenemos 10.000 de pregrado, pero en los posgrados subimos mas o menos en este segundo semestre 59%, eso ha permitido que el ingreso de la universidad solamente se haya afectado 3%.

¿Cuánto representaron los alivios a los estudiantes?

La universidad gasta cerca de $400 millones en auxilios, que se han dado no solo por desempeño, sino por participar en grupos culturales y deportivos. Tenemos que ver cómo haremos el próximo año para mantenerlos. Desde el gobierno se dice que están ayudando y ampliaron lo créditos, pero eso no se ha materializado.

Hemos ayudado hasta donde hemos podido y los créditos de los estudiantes no se han visto porque el apoyo del gobierno se ha ido a la educación oficial, pero hay que tener en cuenta que 52% de la cobertura de la educación superior del país lo asume la universidad privada.

¿Cuáles fueron las carreras en las que más disminuyeron las inscripciones?

Comunicación social y periodismo disminuyó 50%; Gobierno y relaciones internaciionales se redujo 10%; arquitectura se mantuvo, derecho bajo 7%, ingeniería civil bajó 5%, economía, contaduría y administración de empresas bajó en presenciales, pero aumentó 4%.

¿Qué tan beneficioso es el modelo semipresencial?

Económicamente es muy malo, porque no se puede tener parte de los estudiantes en la universidad y la otra parte remota porque eso implica tener por lo menos, dos profesores, el de la materia y uno auxiliar para que esté haciendo el control de quienes no están en el aula. Además hay que poner cámaras en los salones para que la clase del profesor esté siendo transmitida directamente a los que no están. Las personas pensaron que este modelo digital era más económico, pero los gastos se tienen que trasladar a costos de plataformas y sistemas de redes para manejo de redes a distancia.

¿Cuánto han invertido en la nueva normalidad?

El año pasado invertimos más de $1.300 millones para compra de equipos y $2.000 millones para tener plataformas virtuales por los cursos virtuales que dábamos, ahora tuvimos que ampliarlas para poder dar seguridad a los procesos de educación.

¿La semipresencialidad aumentará las brechas de la educación superior colombiana?

Si no se asume con responsabilidad por parte de las instituciones de educación superior sí, porque tenemos un grave problema; no se ha desarrollado desde la educación básica y media la capacidad autónoma de aprendizaje, entonces no es lo mismo tener un estudiante donde el profesor le está entregando todo masticado, y está al lado apoyándolo, a enviarle una lectura y hacer control después.

¿Cuánto es el plan de inversión?

El edificio autosostenible cuesta $70.000 millones, pero la firma francesa que certificó la construcción nos está apoyando con la búsqueda de recursos en Europa.

¿Cómo hacer que la educación sea pertinente para las empresas?

Hemos desarrollado un apoyo muy grande, hacemos cursos de nivelación para que los estudiantes puedan aprovechar la educación en la universidad. Nuestros estudiantes salen con una inversión de $48 millones a $50 millones y en dos años, con una especialización o maestría, se nivelan con los otros estudiantes. Debemos mejorar el segundo idioma, el país tiene una deficiencia, por eso, la universidad ha desarrollado un centro de idiomas.

¿Tienen algún proceso para registrar y lanzar nuevos programas?

En este momento tenemos un trámite para nuestra seccional de Armenia, un programa de medicina veterinaria con Zootecnia; estamos preparando dos doctorados en derecho, una maestría en derecho parlamentario que ofreceremos con el apoyo del Centro de Altos Estudios Legislativos del Senado y una en políticas públicas y derechos humanos.

Queremos incursionar en la robótica, porque se necesita para el desarrollo de la educación virtual.

EL PERFIL

Marco Tulio Calderón Peñaloza ocupa el cargo de rector de la Universidad Gran Colombia, es abogado grancolombiano, especialista en Pedagogía y Docencia Universitaria, Magíster en Derecho, con amplia experiencia en la normativa jurídica.

Fue Decano de la Facultad de Derecho y Vicerrector Jurídico de esta casa de estudios de la misma universidad. Hace parte de la junta directiva de Intercenter Colombia y de la sociedad Nariñista. Calderón Peñaloza lleva 22 años al servicio de la Institución Grancolombiana y también cuenta con amplia trayectoria como asesor jurídico y litigante.