.
ECONOMÍA ¿Sigue el cuarto de hora para los países emergentes?
sábado, 15 de junio de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Jorge Bello

Países como Colombia, Chile, Perú y Brasil han sido destinos favoritos de inversionistas después del mal momento de las economías desarrolladas, como es el caso de Estados Unidos.

Hoy, la tendencia parece revertirse aunque también es momento de tener un mayor olfato con las oportunidades.

Más de cuatro años hicieron de los mercados emergentes el refugio de todos aquellos que veían con menor aprecio el flojo desempeño de los países desarrollados. En este periodo fue aceptable sustituir las tenencias de alta calidad de los grandes fondos globales por activos que pese a implicar un mayor riesgo tenían asociada una mayor oportunidad de ganancia. ¿Qué pasa hoy? Esta tendencia se revirtió y las mejores cifras de crecimiento en los Estados Unidos hacen que lo que era aceptable hasta hace algunos meses, ya no lo sea.

Aunque el argumento de la recuperación no es el más contundente para justificar una rotación hacia los activos de alta calidad, todavía con bastantes tuercas flojas, la percepción de riesgos del mercado ha cambiado drásticamente.

¿El resultado?
Salida de flujos de países emergentes incluyendo Latinoamérica, lo cual se ha evidenciado en la devaluación de las monedas de la región. En Colombia, el impacto se ha trasladado a todos los activos y de las fuertes valorizaciones que vimos hace algunos meses en los mercados de renta fija y mercado accionario no queda rastro. En el caso de las acciones en Colombia la desvalorización de los diez títulos ‘top’ que pesan 85% del índice, ha sido de 8,5%.

Cuando un agente internacional decide entrar en un mercado como el colombiano, mantiene su exposición en activos con alta liquidez que le permiten entrar o salir fácilmente o se estructura en alternativas que le permitan seguir el comportamiento de todo el mercado justo como los índices. Es justamente este último argumento el que permite comprender la caída en el precio de activos como Ecopetrol, Cemargos o Bancolombia.

¿Qué esperar?
En los próximos trimestres veremos si la tan mencionada recuperación en Estado Unidos se hace realidad y si la fuerte reacción que ha registrado especialmente el mercado de renta fija no pone en aprietos la salud financiera de la economía más grande del mundo, pues de comprometerse la recuperación deberíamos ver una tendencia más tranquila especialmente para los activos locales.

En el mercado local las acciones y los bonos deberán esperar nuevamente su turno. Las valorizaciones relativas deberán ajustarse bajo los promedios históricos para alcanzar nuevamente la prima por riesgo de los inversionistas internacionales. Si bien lo peor ya paso y en adelante el ritmo de los descensos debería mermar, podríamos ver el cambio de la tendencia hacia el cierre de este año.

Pero no hay de qué preocuparse: la calidad de los activos en el mercado local sigue siendo alta y la generación de utilidades por parte de las compañías que cotizan en bolsa se mantiene en ascenso. Esto no significa otra cosa que un mayor valor para los compradores de acciones que coinciden en la idea que los fundamentales se traducen en precio en el mediano y largo plazo.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE ECONOMÍA

Hacienda 23/06/2022 Índice de Confianza del Consumidor avanzó 0,7 puntos en el quinto mes del año

El Dane aseguró que las perspectivas hacia el pasado sí presentaron una mejora y "son los que en últimas explica el ligero incremento de 0,7 puntos del ICC

Hacienda 24/06/2022 Propuesta de reforma tributaria de Petro contempla gravar las pensiones más altas

Ricardo Bonilla, uno de los asesores del presidente electo, reveló algunos puntos que contemplará el recaudo fiscal del nuevo Gobierno

Salud 25/06/2022 La OMS recomienda a entidades de salud no entrar en pánico por viruela del mono

El Ministerio de Salud confirmó que en Colombia hay tres personas portadoras de este virus, dos en Bogotá y uno en Medellín

MÁS ECONOMÍA