.
INFORMACIÓN INSTITUCIONAL Proteger a los pobres y apurar la reactivación, es la estrategia del DNP frente al covid-19
martes, 22 de diciembre de 2020

La política fiscal fue crucial en la mitigación del impacto económico y social de una crisis que afectó el crecimiento económico y el empleo

LR

El gobierno del presidente Iván Duque actuó con prontitud para enfrentar la pandemia y crear las condiciones que permitirán en el 2021 una recuperación sostenible, con generación de empleo formal y crecimiento del consumo de los hogares.

El Departamento Nacional de Planeación (DNP) lideró la formulación e implementación de medidas rápidas y efectivas que han permitido limitar los estragos de la pandemia, ayudar a los hogares más pobres y vulnerables, al igual que apoyar a las empresas y sus trabajadores con miras a una recuperación sólida e incluyente.

Programas como Ingreso Solidario - que fue diseñado y llevado con urgencia a la población en situación de pobreza y vulnerable-, y el adelanto de la Devolución del IVA están beneficiando a 4 millones de hogares.

El Ingreso Solidario es un apoyo económico mensual de $160.000, que comenzó a girarse en abril, y que se mantendrá hasta junio del próximo año, según lo anunció el jefe del Estado. Su impacto se logró en tiempo récord. En menos de tres meses lo recibieron 3 millones de hogares, mientras que para llegar a 2,6 millones de beneficiarios el Programa Familias en Acción necesitó de 20 años.

La Devolución del IVA se convirtió en un alivio para un millón de familias pobres y vulnerables que vieron esfumar su ingreso ante los efectos de la pandemia. Este beneficio, que consiste en un giro de $75.000 cada dos meses, se ampliará a 2 millones de hogares en el año 2021. Con la Devolución del IVA se protege a los pobres durante la pandemia y se corrige una injusticia social que ha hecho que todos los colombianos paguen este impuesto sin importar su nivel de ingresos.

Estrategias para la reactivación

En su estrategia para enfrentar los estragos provocados por la pandemia de la COVID-19 y en cumplimiento de las metas del Plan Nacional de Desarrollo 2018-2022: Pacto por Colombia, pacto por la equidad, el DNP lideró en 2020 la elaboración y aprobación de 28 documentos del Consejo de Política Económica y Social (CONPES).

La mitigación de los efectos de la pandemia sobre la salud pública, los hogares y el aparato productivo fue tan crucial como la reactivación de la inversión en proyectos para la modernización de la infraestructura de transporte, salud, educación, comercio electrónico y servicios públicos.

En un trabajo concertado entre las entidades del Gobierno nacional, el CONPES aprobó un paquete de medidas para reactivar la economía, minimizar el costo fiscal de la emergencia, controlar la tasa de contagios e impedir el colapso del sistema de salud.

Tras advertir que las disposiciones sanitarias para enfrentar la COVID-19 no son antagónicas a las económicas, el CONPES adoptó el Sistema de Pruebas, Rastreo y Aislamiento Selectivo Sostenible (PRASS) como medida de transición para acelerar la recuperación económica.

Entre los avances más significativos en el diseño de directrices para impulsar el desarrollo económico, el CONPES acogió la Política Nacional Logística que reducirá los tiempos y costos del comercio exterior y declaró de importancia estratégica el proyecto del metro ligero de la Avenida 80 de Medellín.

Con inversiones por $9,2 millones el CONPES permitió la puesta en marcha del más ambicioso plan de mejoramiento de vías en 18 departamentos denominado Vías para la Legalidad.

En educación, desarrollo digital y ambiente se aprobaron los CONPES: Tecnologías para aprender, Generación E, para financiar la educación superior de estudiantes de escasos recursos; la Política Nacional de Confianza y Seguridad Digital, Comercio electrónico; Colombia potencia bioceánica sostenible, Economía circular en la gestión de los servicios de agua potable y manejo de aguas residuales.

El CONPES también puso en marcha el Plan Maestro Ferroviario, el Sistema Estratégico de Transporte Público para Ibagué; además, Cali podrá iniciar la construcción del tercer tramo de la troncal oriental de su Sistema de Transporte MIO.

Más regalías para la equidad

Uno de los logros del DNP en 2020 es la nueva Ley de Regalías que hace más equitativa la distribución de los recursos provenientes de la explotación de minerales e hidrocarburos en todas las regiones. En los dos últimos años se ejecutaron 4.530 proyectos de infraestructura social y desarrollo económico que fueron financiados con $14,2 billones de las regalías.

El nuevo Sistema General de Regalías eleva los ingresos para las regiones productoras del 11,2 % al 25 %. También incrementa los recursos para 1.039 municipios vulnerables, los cuales pasan de recibir el 10,7 % al 15 % de las regalías.

La Ley otorga más dinero de las regalías a la ciencia, la tecnología y la innovación, la educación, la construcción de paz con legalidad y, por primera vez destina el 5% para el medio ambiente. Es valioso tener en cuenta que las regiones no productoras de minerales e hidrocarburos mantienen sus ingresos por regalías.

Colombia dispone, ahora, de un sistema de regalías ágil y eficiente, pues se eliminaron 1.152 Órganos Colegiados de Administración y Decisión (OCAD), —instancias intergubernamentales donde se aprobaban los proyectos—, y sólo quedaron 8, cambios que contribuirán a la reactivación de la economía, la redistribución de la riqueza y la generación de empleo.

Inversión para rescatar el crecimiento

Honrando los compromisos y metas incluidos en el Plan Nacional de Desarrollo, al igual que los objetivos de la estrategia de reactivación económica, el DNP fijó para el próximo año un Presupuesto de Inversión por $58,5 billones, el más alto de los últimos 12 años y superior en un 32 % al de 2020.

Es la primera vez que un Presupuesto de Inversión Pública se focaliza en el rescate del crecimiento económico y en programas de ayuda social a la población afectada por la pandemia.

Los $58,5 billones destinados a proyectos de inversión hacen parte del Presupuesto General de la Nación para el año 2021, el cual ascenderá a $314 billones; de estos $184 billones atenderán gastos de funcionamiento y $72,5 billones irán al pago de intereses y capital de la deuda pública interna y externa de la Nación.

Tras un gran acuerdo entre los miembros de las Comisiones Económicas del Congreso y el gobierno del presidente Iván Duque, se logró incrementar en $5,4 billones el Presupuesto de Inversión para 2021, que inicialmente estaba proyectado en $53,1 billones.

Los recursos adicionales para la inversión se lograron gracias a la liberación de más de $3 billones en los pagos de la deuda pública y una reducción de cerca de medio billón de pesos en los gastos de funcionamiento del Estado.

Pactos de reactivación regional

Otra de las herramientas a las que acudió rápidamente el DNP para acelerar la reactivación de la economía, especialmente en las regiones, fue la de los Pactos Territoriales, instrumentos creados en el Plan Nacional de Desarrollo.

Así, en los próximos cinco años, a través de los Pactos Territoriales Bicentenario, Golfo de Morrosquillo y Santander se canalizarán inversiones por un poco más de $5,5 billones hacia obras de infraestructura social, al igual que de conectividad vial y digital. Estos recursos beneficiarán a unos 5 millones de colombianos residentes en 130 municipios, en especial a la población vulnerable y en situación de pobreza.

El Pacto Territorial del Golfo de Morrosquillo —que fue suscrito en febrero de este año entre el DNP y los departamentos de Sucre y Córdoba— mejorará las condiciones de vida de 340.000 habitantes de los municipios de Coveñas, San Antero, San Onofre, Lorica, Toluviejo, Santiago de Tolú, San Bernardo del Viento, Moñitos y San Antonio de Palmito.

Asimismo, con inversiones por $1,7 billones en obras de infraestructura para el desarrollo social, la conexión vial y la reactivación económica se firmó el 31 de octubre el Pacto Funcional de Santander, que generará progreso y empleo a los 2,3 millones de habitantes de este departamento del oriente del país.

Los Pactos Territoriales del DNP son el resultado de un gran acuerdo entre el Gobierno nacional y las administraciones municipales y departamentales para priorizar, financiar y gestionar la ejecución de proyectos en los sectores de transporte, agua potable, salud, educación, deporte, turismo y vivienda urbana y rural.

En medio de la adversidad económica y el pánico provocado por la pandemia de la COVID-19, el DNP dio respuesta al clamor de los hogares, los trabajadores y las empresas con medidas urgentes para salvar vidas, amparar a los pobres y vulnerables, reducir los tiempos de la reactivación y sentar las bases para reemprender un crecimiento sostenible y equitativo, por encima del 4 % en los próximos años.

MÁS DE ECONOMÍA

Salud 11/05/2021 El Distrito acordó con el Gobierno recibir un millón de dosis mensuales entre mayo y junio

De cumplirse el cronograma, Bogotá tendría al 30 de junio 2.193.567 personas vacunadas, la mitad para lograr inmunidad de rebaño

Hacienda 13/05/2021 Gobierno espera respuestas del Comité del Paro para comenzar con intermediación

La ONU y la iglesia católica se han ofrecido como garantes para intermediar y supervisar las conversaciones entre las partes

Hacienda 12/05/2021 Bbva Research estima que el PIB del primer trimestre estará entre -1,3% y -0,9% interanual

Las cuarentenas focalizadas que se implementaron por el segundo pico habrían tenido un efecto menos negativo del esperado

MÁS ECONOMÍA