• Agregue a sus temas de interés

María Carolina Ramírez - mramirez@larepublica.com.co

En detalle solo 19,5% de los encuestados cree que las condiciones económicas actuales son favorables, mientras que 36,9% de los empresarios las considera desfavorables. Estos dos porcentajes empeoraron frente a lo registrado en la medición anterior. 

Sin embargo, el panorama no es del todo desalentador. Pues el Índice de Confianza Industrial (ICI) aumentó con respecto al mismo mes del año anterior y se ubicó en el nivel más alto para febrero desde 2011.

“El aumento en la confianza industrial frente a febrero de 2015 obedece a una mejora en los componentes de volumen actual de pedidos y nivel de existencias”, explicó el informe. Según los datos, el ICI se ubicó en 10,4%, lo que representa un incremento de 3,1 puntos porcentuales (pps). 

Para el economista jefe del Citibank, Munir Jalil, “lo que están viendo es una mejoría en la parte industrial diferente a Reficar. Ya se ven unos sectores que están comenzando a mostrar síntomas de recuperación. La encuesta recupera un ambiente industrial donde después de un año y medio de un dólar caro hay una sustitución de importaciones y la demanda está subiendo”.

El panorama general, según el economista, se puede dar en momentos de desaceleración donde los empresarios están viendo que se aumenta la demanda pero no necesariamente ven de forma favorable las condiciones económicas y políticas.

En cuanto al Índice de Confianza Comercial, la tendencia también fue positiva y aumentó 5,9 pps frente a enero llegando a 25,4%. El aumento de la confianza de los comerciales, según los resultados de la encuesta, obedece a una mejora en los tres componentes, (situación económica actual de la empresa, expectativas y nivel de existencias) principalmente en el indicador sobre la situación económica actual (5,7 pps) y de expectativas (3,8 pps). 

Según Guillermo Botero, presidente de Fenalco, los comerciantes ven una recuperación, “el dólar ha venido cediendo un poco de camino, entonces eso ayuda porque finalmente el dólar caro lo que hace es que todo sea más costoso”.

Crecimiento baja a 2,5%
Fedesarrollo no solo presentó los resultados de esta encuesta, también publicó su Tendencia Económica, donde baja la expectativa de crecimiento del PIB de 2,7% a 2,5% para 2016. La decisión la toma porque ve “una menor producción de petróleo y carbón y la incertidumbre generada por la discusión de la reforma tributaria y la firma del acuerdo de paz podrían agravar la desaceleración”, dice el artículo de la entidad.

A esto Botero resaltó que los comerciantes están viendo el crecimiento económico con la reserva propia de la época donde hay factores optimistas pero no lo son todos.

Además, el centro de pensamiento pronosticó que el déficit fiscal ascendería a 4% del PIB este año, superior al 3,6% proyectado por el Gobierno. 

Inflación sigue al alza y cerraría el año en 5,5%
Otra de las proyecciones que realiza Fedesarrollo es la de la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) o inflación, en la que aseguran que a pesar de que los factores que presionaron al alza la inflación en 2015 deberían moderarse a partir de la segunda mitad de 2016, “en el escenario base esperamos que el nivel de precios cierre el año en 5,5%, ubicándose por segundo año consecutivo por encima del rango meta de inflación”. Los alimentos seguirán jalonando esta cifra.