jueves, 6 de diciembre de 2012
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Sorpresivo fue el dato de inflación publicado por el Departamento Adminsitrativo Nacional de Estadística (Dane) en la noche de ayer, pues la cifra fue totalmente diferente a la prevista por los analistas del mercado.

Con el retroceso de 0,14% en el mes de noviembre, el IPC colombiano podría terminar el año por debajo de 3%, si se tiene en  cuenta que en lo corrido de 2012 la inflación va en 2,34% y en los últimos años ésta ha presentado una constante variación en  diciembre; en dicho mes de 2010 fue de 0,65% y en 2011 cerró con una diferencia de 0,42%.

Como quedó reflejado por el informe, la reducción del IPC estuvo jalonada por la variación negativa de 0,49% en el grupo de alimentos, especialmente por la caída del precio de la papa durante este mes.  

Este resultado alienta a la economía colombiana, pues en la encuesta del Banco de la República, efectuada el primer día de noviembre, entre los analistas estimaban que la inflación podría cerrar en 3,3%, es decir, por encima del rango medio. Poner sobre la mesa la reducción en noviembre hace prever que el IPC podrá cerrar el año por debajo del 3%, con una diferencia negativa que iría entre 10 y 15 puntos básicos, como lo manifestó el director de investigaciones económicas de Alianza Valores, Felipe Campos.

Siendo así las cosas, es muy probable que esta reducción se vea reflejada en el ajuste salarial  de 2013, ya que, como dijo el economista jefe de Citibank, Munir Jalil, hace más difícil pensar un aumento superior al 5% sobre el mínimo, aunque todavía falta el dato de diciembre”.