La Gobernación añadió que la situación de Girardot es crítica, pues ya tiene 100% de ocupación de las camas de cuidados intensivos (UCI)

Cristian Acosta Argote - cacosta@larepublica.com.co

La Gobernación de Cundinamarca anunció este sábado el endurecimiento de las medidas para el puente festivo de Reyes Magos en Girardot, el cual va desde el sábado 8 hasta el lunes 10 de enero de 2021. La medida se tomará por el aumento de casos de covid-19 y la ocupación de camas de UCI.

Además se optará por el pico y cédula, ley seca y toque de queda ( a partir de las 8:00 p.m) desde el jueves 7 de enero hasta el martes 11. El anuncio fue hecho por el gobernador del departamento, Nicolás García Bustos y Francisco Lozano, alcalde del municipio.

"Les pedimos que nos entiendan. Les pedimos que comprendan. Estamos en un periodo de contagio muy alto en esta ciudad y siempre debemos priorizar la vida de todos los habitantes y las personas que la recorren", afirmó García Bustos.

Otra de las razones principales para el endurecimiento de las medidas es la cercanía de Girardot con Bogotá y su alta concurrencia durante la celebración de Reyes; a esto hay que añadir que el próximo puente festivo es el 22 de marzo.

El gobernador añadió que la situación de Girardot es crítica, pues ya tiene 100% de ocupación de las camas de cuidados intensivos (UCI). Ante el panorama, Bustos hizo un recorrido este sábado en la mañana para verificar las condiciones hospitalarias, y decidió ampliar la capacidad con diez camas más.