miércoles, 8 de febrero de 2017
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ripe

En una conferencia con analistas para explicar sus resultados de 2016, el consejero delegado de Gas Natural Fenosa, Rafael Villaseca, ha facilitado este dato y ha dejado claro que Electricaribe no afectará al beneficio en 2017 y en 2018 y tampoco al reparto de dividendos. Villaseca ha comentado que, “al no disponer del control de la compañía”, Gas Natural ha decidido, en cumplimiento de las normas de contabilidad, “desconsolidarla” de su balance desde el 1 de enero de este año.

El consejero delegado aseguró que el valor razonable que se ha asignado a la compañía es de US$508,2 millones (475 millones de euros), pero remarcó que la compañía vale en realidad “mucho más”, al tiempo que añadió que Gas Natural quiere “recuperar esa inversión y volver a poner en valor” a la compañía colombiana. En cualquier caso, Villaseca dijo que Gas Natural confía en llegar a un acuerdo “satisfactorio” con el Gobierno colombiano que evite la vía del arbitraje internacional.

A la hora de analizar qué ha llevado a Gas Natural a recortar 10,3% su beneficio, de los US$1.607 millones (1.502 millones de euros) de 2015 a los US$1.441 millones (1.347 millones de euros) de 2016, Villaseca aseguró que la menor aportación del negocio del gas y la devaluación de las monedas latinoamericanas tuvo un impacto de US$246 millones sobre el beneficio, a los que hay que añadir otros US$52,4 millones por Electricaribe, que explican por los problemas “de morosidad y fraude” de esta compañía, dijo.

Villaseca precisó que Gas Natural ha sufrido un deterioro adicional de US$100,5 millones en Unión Fenosa Gas por sus problemas en Egipto y que la reforma fiscal en Colombia ha tenido un impacto de US$19,2 millones.

Por otra parte, Gas Natural detalla en sus cuentas que la intervención de Electricaribe está prorrogada hasta el 14 de marzo de este año. En esta línea, Villaseca dijo que Electricaribe perdió US$47 millones en 2016, frente a las ganancias de US$24,6 millones de 2015, y explicó que, al quedar desconsolidada la filial colombiana, Gas Natural no llevará a cabo las inversiones de en torno a US$85,5 millones anuales que tenía previstas para 2017 y 2018 en Electricaribe. La desconsolidación de Electricaribe, también comportará que quede fuera del perímetro del grupo deuda.