.

"Cuando uno ve zonas cafeteras y las visita, se siente que hay una cierta bonanza”

sábado, 29 de octubre de 2022

Gustavo Gómez, presidente de Asoexport. Foto: Pierce Ancines/LR

El presidente de Asoexport, Gustavo Gómez, explicó que los buenos precios del grano están generando que las ventas de café ahora sean mejores al mercado de futuros

Este año el precio del café en su carga interna se ha mantenido encima de $2 millones por 125 kilogramos. Incluso a comienzo de octubre tocó un pico nunca visto de casi $2,5 millones. El precio del dólar y menor oferta por problemas climáticos como pasó este año en Brasil, tienen a los productores en Colombia viendo buenos números y las compras en Wall Street con niveles de hasta US$3 por libra.

Pero no todo brilla, si se tiene en cuenta que también los insumos se han acelerado hasta 30%. Con base en ese panorama, en Inside LR, el presidente de la Asociación Nacional de Exportadores de Café de Colombia (Asoexport), Gustavo Gómez, explicó cómo avanza la negociación del grano a nivel internacional, el curioso cambio que hay en el mercado de futuros, y los ejes de la próxima cumbre cafetera que será del 4 al 5 de noviembre en Cartagena.

¿Cuál sería la tasa de cambio ideal para cafeteros y exportadores del grano?
Aquí lo importante es la estabilidad, cuando hay una subida de precio tan alta no solo en la TRM sino en la Bolsa, esto trae implicaciones, cuando hay demasiada volatilidad en el mercado, eso dificulta el proceso de comercialización y exportación. Uno lo que debería buscar es un nivel en el que haya una estabilidad de mercado que permita a todos los actores tener un control a futuro sobre el comportamiento. Cuando todo fluctúa rápidamente tiene que hacer unos cubrimiento de posiciones que cuestan de alguna manera cubrirlos, entonces, lo que se busca acá es la estabilidad.

¿Entonces hay bonanza?
Esto de la subida de la tasa de cambio es una buena noticia para el país, lo que sucede en café es que el precio se transmite realmente a los productores y cuando uno ve las zonas cafeteras y las visita, se siente una cierta bonanza y eso es una muy buena noticia para el país.

Cada uno puede sacar sus conclusiones, pero solo voy a dar un dato, 2019 o 2018, el precio promedio de la carga de 125 kg estaba entre $700.000, $800.000 incluso llegó a estar por debajo de $700.000, hoy estamos en un promedio por encima de los $2,2 millones. Yo creo que triplicar el precio de venta del artículo que uno está exportando o produciendo es una buena noticia en cualquier sector, ya cada uno revisará si eso no es una bonanza. Para mí sí estamos en una.

¿Qué es lo bueno y lo malo de un dólar tan alto para ustedes?
Bueno, aquí lo primero que hay que analizar es qué es lo que define el precio interno del café colombiano. Entonces. Lo primero es el precio de referencia en la bolsa de Nueva York, el contrato C, que es la referencia para Colombia, se cotiza por libra y ha estado más o menos por encima o por debajo, pero muy cercano de los US$2 la libra, esto sumado a una TRM histórica, que casi llegamos a $5.000 y el diferencial del café colombiano, que corrige el precio en Bolsa, ayuda. Es decir, si el precio en la Bolsa está bajo, el diferencial sube, y si no, viceversa, si el precio está arriba pues el diferencial baja, lo que hemos visto es que producto del tema climático de Brasil y una escasez de oferta de café, los dos han estado arriba. Entonces todos estos tres factores se conjugan y hemos tenido un valor de carga interna por encima de $2 millones la carga, que es una muy buena noticia para los productores del país.

¿Ahí aparecen los lunares?
Tiene unas implicaciones importantes, entonces muchos de los insumos agropecuarios o la mayoría son importados que ya venían encareciéndose y además teniendo dificultades en su disponibilidad por la guerra Rusia Ucrania, con la subida del dólar todo esto se incrementa y aquí el peligro es que los productores dejen de fertilizar y la producción siga cayendo. El otro punto, pasando por los costos de producción son los de comercialización, los costos portuarios, los fletes marítimos todo esto se tasa en dólares, el incremento del dólar, por supuesto trae incremento de los costos de exportación, asimismo el capital de trabajo necesario para financiar una cosecha costosa pues requiere unas líneas de financiación más grande y con la subida de las tasas de interés, pues es más difícil poder tener toda la liquidez para comprar la cosecha y en ese sentido por supuesto que la subida del dólar es un incentivo para el café, las exportaciones en general; pero también tiene un impacto directo en la rentabilidad del proceso de comercialización y exportación.

¿Cómo pegó el clima a la producción local y regional?
El otro contexto que hay que aclarar es que los tres primeros países productores son Brasil Vietnam y Colombia; Brasil efectivamente sufrió unos problemas relacionados con el tema climático de sequías y heladas al mismo tiempo y esto causó una disminución en la producción para dar una idea más o menos de más de lo que produce Colombia en un año entonces, hay una escasez en el mercado de unos 20 millones de sacos. Para dar referencia a Colombia produce 14 millones, entonces eso fue lo que generó de alguna manera ese panorama de mayor demanda que oferta y por eso los precios internacionales comienzan a subir.

Entonces ahí se ve agitada la producción colombiana
En el caso específico de Colombia lo que hemos venido viviendo son tres años de fenómeno de La Niña seguidos. Tiene una afectación bastante alta sobre todo este último año, que como lo menciona el fenómeno de la niña, ha sido más marcado, las lluvias tienen un impacto directo en la floración, cuando son muy fuertes, pero además, al haber tanta lluvia, el nivel de luz, el nivel de sol disminuye, y el sol es fundamental para el proceso de producción del fruto. Si no tenemos sol no hay suficiente producción y eso es lo que ha venido causando que antes hablábamos de niveles de producción de 14 millones de sacos y ahorita menores.

¿Las lluvias están haciendo difícil encontrar café para la venta?
Es difícil de conseguir por todo este tema climático, de hecho, la semana pasada estuvimos con Davivienda en un evento en el cual nos mostraban que los seguros paramétricos de cosecha se han venido afectando, las pólizas, mucho por el nivel de lluvias tan intenso que ha habido y eso de alguna manera implica un reembolso, un desembolso de los seguros a los productores.

Entonces los cafeteros han visto disminuida la cosecha, lo cual es una lástima porque teniendo estos precios internacionales tan altos, ojalá uno pudiera tener más café para poder aprovechar estos costos internacionales, el valor de cosecha que acabamos de cerrar año cafetero está por encima de los $14 billones, aunque suena muy buena noticia para el país.

Se podría decir que aún con los precios y la corrección que hace el diferencial en la Bolsa, ¿el café colombiano sigue siendo muy demandado?
El café colombiano definitivamente es muy demandado, hay mucha especulación sobre el reemplazo del café colombiano por otros orígenes, sobre todo porque tenemos unas primas bastante altas como café colombiano, pero lo que uno ve es que nadie podría suplir en el mundo la oferta que genera Colombia. Además, el posicionamiento que tiene el país o el café local en las diferentes mezclas de los tostadores a nivel mundial, de alguna manera no digo que lo hacen irremplazable pero sí es un componente importante.

¿Se dejó de vender a futuro por el dólar caro?
Tenemos un mercado invertido, algo particular. ¿Cómo funciona?, a futuro, el comportamiento del precio es positivo, por eso se instauró ese programa de venta futuro, cuando la carga estaba a $900.000, en un año se calculaba en $1,1 millones, arreglaba con el comprador internacional y acordaba el precio futuro. Lo que sucedió es que nadie imaginó que Brasil iba a tener un problema climático tan grande, y cuando el precio cuando llegó ese mes de entrega la tarifa estaba no en $1 millón sino en $2 millones. Entonces por eso se produjo la crisis de la entrega a futuro, desconfianza entre los actores y las herramientas de venta a futuro no se están haciendo como deberían.

¿Todo esto lo discutirán en la cumbre cafetera?
Se analizará la perspectiva desde el punto de vista público, tenemos una agenda académica con expertos, cómo tener más calidad en el café, ser más productivos, fertilizantes. Un gran todo en conjunto de temas.

Conozca los beneficios exclusivos para
nuestros suscriptores

ACCEDA YA SUSCRÍBASE YA

MÁS DE ECONOMÍA

Construcción 25/11/2022 "Los retos para los proyectos de infraestructura son inflación y tasas altas"

El presidente de KMA Construcciones, Menzel Amín, señaló que la ruta al Magdalena, antigua ruta del sol, estará lista para 2027

Construcción 26/11/2022 Más de $60 billones serán destinados para la movilidad de Cundinamarca

En el listado aparecen las cinco obras de la capital, el tren eléctrico del occidente y la concesión de bogotá-girardot, con entregas entre 2025 y 2032

Agronegocios 25/11/2022 Fenómeno de La Niña ha generado pérdidas a ganadería por unos US$75 millones

Al menos 20 departamentos ganaderos presentan daños, siendo Córdoba y Sucre son los que más hectáreas tienen afectadas

MÁS ECONOMÍA