jueves, 24 de octubre de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ximena Ramírez - xramirez@larepublica.com.co

Dirigentes de la Federación Nacional de Cafeteros, cultivadores del grano, el presidente Santos y una Comisión de lujo liderada por el ex codirector del Banco de La República, Juan José Echavarría llegan hoy al Congreso Cafetero con un único fin: revivir la competitividad del sector que hoy se encuentra sumergido en una profunda crisis, la peor en 40 años. 

En este espacio donde se espera que se dejen a un lado las diferencias dentro de los jugadores del sector para darle vía libre a la discusión de puntos en común, se analizarán las prioridades y necesidades del café, se discutirá la compleja coyuntura de precios que enfrentan los productores del grano y se decidirán las políticas para el año siguiente en temas productivos, técnicos, económicos, sociales y comerciales.

Y es que luego de crecer entre 1970 y 1990, la productividad se estancó en los 18 años siguientes, y cayó desde 2007 en adelante. ¿Qué empresa puede competir con baja productividad, 10 sacos por hectárea, mientras otros países como Brasil la han duplicado, y Vietnam la ha triplicado? Esto sin duda, ha venido sacando a la caficultura colombiana del mercado mundial. 

Cuando se miran las estadísticas se ve que Colombia participaba con más o menos entre 15% y 18% del mercado mundial del café en los tiempos del Pacto Cafetero y, hoy, alcanza apenas 7%. Eso quiere decir que los cultivadores dejaron de recibir ingresos y quienes dependen del café dejaron de recibir salarios. Así que llegó la hora de plantear una verdadera reingeniería del sector parasalvar las familias cafeteras.