Analistas

Seguridad en canales no presenciales: una ruta hacia la inclusión

GUARDAR

En los últimos años, Colombia ha avanzado indiscutiblemente en su propósito de aumentar el número de personas con acceso a productos financieros. Una de las estrategias que ha contribuido con este éxito es la disposición, la promoción y el uso de los canales virtuales, los cuales han mostrado una alta actividad en el último lustro. El sistema financiero, en este nuevo contexto tecnológico, ha venido impulsando el desarrollo de estos canales transaccionales que rebasan las funcionalidades de las oficinas tradicionales y que tienden hacia la masificación en el uso de medios electrónicos (internet, telefonía móvil, pagos automáticos, audio respuesta), un hecho que ha permitido avanzar en los procesos de inclusión financiera y ha contribuido, sin duda, al mejoramiento de la calidad de vida de los ciudadanos. 

Y aunque la masificación de estos canales ha sido posible gracias a los avances tecnológicos, esta nueva realidad también ha impuesto desafíos importantes en materia de seguridad en la medida en que estos adelantos tecnológicos también han venido siendo usados por los delincuentes para sofisticar las amenazas de hurto a los bancos y a los usuarios. El sistema financiero, en este contexto, ha estado comprometido con la seguridad del consumidor financiero y viene respondiendo de manera acertada a los retos que impone esta nueva realidad. Para esto, ha venido invirtiendo cuantiosos recursos (cerca de $120 millones de dólares anuales) y dispone de mecanismos de seguridad robustos que ha puesto a disposición de los usuarios con el fin de que puedan mitigar los riesgos de fraude y hurto. 

Cabe destacar aquí el fortalecimiento de los mecanismos de autenticación en canales virtuales con claves dinámicas, el perfilamiento transaccional de cada uno de sus clientes para identificar operaciones inusuales, el constante monitoreo y la notificación en línea de las operaciones realizadas, factores que han incrementado los niveles de seguridad y confianza. Desde luego, si bien la disponibilidad y el bajo costo en el uso de los canales no presenciales son fundamentales, la seguridad es un requisito indispensable para el crecimiento sostenido y confiable de los canales virtuales.

Sin embargo, pese a lo anterior, muchos usuarios todavía se sienten vulnerables al utilizar los canales electrónicos en remplazo de la oficina tradicional y de allí la importancia de que la población conozca que estos  canales cuentan con herramientas de seguridad para evitar, en lo posible, que los hurtos se materialicen. Hay que resaltar que el riesgo de ser víctima de un hurto es realmente bajo y, en la mayoría de ocasiones, el banco reintegra los recursos, lo que ha venido dando seguridad y confianza a la transaccionalidad virtual.

La banca ha insistido también sobre la importancia de que los usuarios adopten prácticas seguras en el manejo de su información al momento de realizar sus transacciones en canales no presenciales. Es preciso sensibilizar a los usuarios sobre los riesgos de revelar su información personal y financiera, pues esto permite a los delincuentes incrementar las posibilidades de cometer los hurtos. No se puede desconocer que el avance tecnológico ha propiciado esta transformación, lo que hace imperativo el desarrollo de canales virtuales seguros y confiables.

De la mano de las autoridades, es importante que como país trabajemos en consolidar y dinamizar este proceso, resaltando el hecho de que el uso de canales electrónicos es idóneo para fomentar la transaccionalidad y reducir el uso del efectivo. De parte de los usuarios, el uso responsable de los productos y canales transaccionales ofrecidos por la banca significará grandes beneficios, no solo a nivel de individuo sino para la sociedad en su conjunto. Son grandes los retos que aún tenemos en este frente, pero sin duda los avances de los últimos años, resultado del compromiso de la banca en la lucha contra el fraude y el hurto virtual, permitirán continuar dinamizando la inclusión financiera, una de las grandes apuestas de la banca.
 

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés