Analistas

Principios de empoderamiento de mujeres en la empresa

GUARDAR

En pleno 2015 sigue siendo un tema a tratar la vinculación de las mujeres en diversos sectores de la economía y en niveles altos o cargos directivos de empresas. Se requiere de un cambio de paradigma y pensamientos culturales que hagan que la mezcla de habilidades, aptitudes y perfiles sean considerados como claves al interior de las empresas. 

Naciones Unidas considera que el empoderamiento de las mujeres para la participación en sectores económicos es fundamental para construir economías fuertes, establecer sociedades más estables, alcanzar objetivos de desarrollo y sostenibilidad, mejorar la calidad de vida de las familias, y promover prácticas empresariales.  

Se han establecido los siete “Principios para el empoderamiento de la Mujer” de las Naciones Unidas. Estos tratan temas de liderazgo corporativo para la igualdad de género; trato igualitario entre hombres y mujeres;  garantía de salud, seguridad y bienestar de hombres y mujeres al interior de la empresa; promoción de la educación, la formación y el desarrollo profesional; la implementación de prácticas de desarrollo empresarial, cadena de suministro y de marketing que permitan empoderar a las mujeres; promoción de la igualdad mediante la participación de las mujeres en la toma de decisiones; y hacer público el compromiso de respeto y promoción de los derechos de las mujeres.

Se requiere un compromiso del sector empresarial para dar movimiento a dichos principios, es decir que  debe existir una dirección que promueva la igualdad de género y que analice la estrategia para que esté alienada con el objetivo. 

Algunos consejos que se dan a las empresas para analizar el tema de género son: 

1. Realizar un diagnóstico interno de prácticas de igualdad, no discriminación y laborales al interior de la empresa, verificando como se realiza el proceso de contratación y qué información se está haciendo pública en reportes de sostenibilidad o ante el Pacto Global.  

2. Verificar si existe un área al interior de la empresa que vele y realice seguimiento a los temas de igualdad y no discriminación. 

3. Capacitar y sensibilizar a todo el personal de en materia de género, igualdad y no discriminación, promoviendo el liderazgo. 

También Naciones Unidas lanzó el año pasado la campaña “He For She” con la que se generó un movimiento y liderazgo solidario para la igualdad de género, en el que se buscaba que hombres y niños participaran en romper el silencio y a favor de la igualdad de género. Dicha campaña tuvo la participación como vocera de la actriz Emma Watson. 

Según la Ocde, “el aumento de la educación de las mujeres y las niñas contribuye a un mayor crecimiento económico. Un mayor nivel educativo da cuenta de aproximadamente el 50% del crecimiento económico en los países de la Ocde durante los últimos 50 años”. 

De acuerdo al informe presentado por McKinsey & Company, titulado Women Matter en 2014: “El empoderamiento económico de la mujer es un buen negocio. Las empresas se benefician enormemente al aumentar las oportunidades en cargos de liderazgo para las mujeres, algo que ha demostrado aumentar la eficacia organizacional. Se estima que las compañías donde tres o más mujeres ejercen funciones ejecutivas superiores registran un desempeño más alto en todos los aspectos de la eficacia organizacional”.

Los días 10 y 11 de marzo se llevará a cabo el Evento Anual sobre los Principios de empoderamiento de las Mujeres ‘Potencial Ilimitado: Empresas para la Igualdad de Género’ en Nueva York, donde se contará con la interlocución de Hillary Clinton y Ban Ki-moon, secretario general de las Naciones Unidas. 

El compromiso del sector empresarial por los derechos humanos y, en este caso, por las mujeres sigue tomando y aumentando su relevancia.
 

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés