domingo, 16 de diciembre de 2012
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Colprensa

Quería divertirse y lo logró. Ofreció el mejor espectáculo para los 14.000 asistentes al Coliseo Cubierto El Campín de Bogotá, quienes se deleitaron con su majestad del tenis: Roger Federer.

El suizo desplegó su mejor tenis, acompañado del talentoso francés Jo Wilfried Tsonga, con quien disfrutó la noche bogotana, no sólo por la calidad del tenis, sino por el carisma que contagió a los aficionados, quienes no pararon de corear los nombres de los protagonistas.El juego y la alegría no sólo se vio en los mejores momentos tenísticos, con las acciones dignas de dos top10 del tenis mundial, sino que también con la interacción de Federer y Tsonga con los fanáticos, quienes se involucraron como lo había pedido Roger en la conferencia de prensa del viernes.Cantidades de gritos "Roger", así como "Roger te amo", "Mírame Roger", "Roger dame tu pin" y hasta "Roger Presidente" se escucharon en las tribunas que también corearon a Tsonga y celebraron cada punto de los dos tenistas con aplausos y la ola en las tribunas.Y el marcador... Poco importó porque el que ganó fue el público colombiano que ahora podrá decir con tranquilidad que la leyenda del tenis mundial, el dueño de la mayoría de los récords en el mundo del tenis, su majestad, Roger Federer, vino a Colombia, jugó en Bogotá y sí, le ganó al francés Jo Wilfried Tsonga, con parciales de 7 (8) - 6 / 2-6 y 6-3, resultado que no recordarán, porque en la memoria quedará la imagen del gran Roger Federer.Al final, Tsonga reconoció que se irá de Colombia “muy contento, feliz porque la calidad de las personas se vio en las tribunas, ya que sin ustedes nada hubiera sido igual”, y expresó con gran entusiasmo y en un español no muy comprensible: “¡Qué felicidad de conocer Colombia!”.Por su parte, las palabras de elogios de Roger para el país también aparecieron y las resumió en “La gente de Colombia me tocó el corazón, la pasé muy feliz. Gracias por todo”.