RIPE:
EXPANSIÓN

El drástico deterioro en las perspectivas de demanda de crudo a raíz de los últimos confinamientos no es la única variable

Expansión - Madrid

En menos de una semana el precio del petróleo acumula tres jornadas con caídas de hasta el 5%. Este varapalo se repite en la sesión de hoy, donde los nuevos confinamientos han llegado a hundir la cotización del Brent hasta los 35 dólares, sus mínimos desde mayo.

La relativa estabilidad que había logrado el mercado del petróleo durante las últimas semanas, con el barril de Brent afianzado por encima de los 40 dólares, se truncó a mediados de la semana pasada. La ausencia de nuevos estímulos billonarios en EEUU, la subida muy superior a lo esperado de los inventarios estadounidenses de crudo y en especial las drásticas restricciones adoptadas por Alemania y Francia para contener la segunda ola de coronavirus reavivaron el pesimismo en el mercado

El pasado miércoles el petróleo llegó a desplomarse un 5%, hasta bajar de la barrera de los 40 dólares, y un día después, repitió caídas superiores al 5% durante la jornada. La situación se repite en la sesión de hoy. La nueva ola de confinamientos en Europa, como los adoptados en Reino Unido, Portugal y Bélgica, han dado un vuelco a las previsiones macro para el último trimestre del año. Los analistas adelantan ya una nueva contracción, con el consiguiente impacto en la demanda de crudo.

La adopción de medidas de confinamiento obliga a los operadores del mercado a extremar la cautela, reciente aún la experiencia vivida con el 'crash' del petróleo en el mes de abril, cuando llegó a hundirse a precios negativos en EEUU por primera vez en la historia debido al desequilibrio entre oferta y demanda a causa de los confinamientos.

De momento, los confinamientos no son tan severos ni generalizados como en marzo, y los países productores ya se encargaron de reforzar sus políticas de recortes para evitar un excedente alarmante de crudo. A pesar de estos recortes, los últimos confinamientos auguran nuevos desajustes entre oferta y demanda.

Los inversores aceleran una vez más las ventas en el mercado del petróleo. El barril de Brent, de referencia en Europa, ha llegado a rozar hoy el 6% de pérdidas, y en sus mínimos intradía ha caído hasta los 35 dólares, sus cotas más bajas desde el pasado mes de mayo, en plena recuperación aún del derrumbe registrado en abril.

En menos de una semana, desde el cierre del pasado martes, el precio del barril de Brent acumula un desplome superior al 10%.

El descalabro es extensible al barril tipo West Texas, de referencia en EEUU. Su cotización ha llegado a hundirse hoy un 6%, hasta tocar mínimos en el nivel de los 33 dólares.

Trump vs Biden
El drástico deterioro en las perspectivas de demanda de crudo a raíz de los últimos confinamientos no es la única variable que vigilan en la sesión de hoy los operadores del mercado del petróleo.

Las elecciones de mañana en Estados Unidos podrían incidir significativamente en las perspectivas a medio y largo plazo. Los analistas coinciden en que una eventual victoria de Joe Biden sobre Donald Trump podría elevar las presiones bajistas sobre el mercado, debido al posicionamiento del candidato demócrata más favorable hacia las renovables frente al petróleo respecto al candidato republicano.