Uruguay asume la presidencia pro tempore de la organización comercial tras la salida de Paraguay en la pasada reunión

María Carolina Ramírez Bonilla - mcramirez@larepublica.com.co

Por primera vez en la historia la cumbre semestral de Mercosur se realizó de manera virtual. En esta, Paraguay presentó su informe de cierre luego de tener la presidencia de la organización entre enero y junio y entregó el cargo pro tempore al gobierno uruguayo.

Varios fueron los temas tratados en la cumbre en la que sin duda la pandemia y las implicaciones económicas de esta para la región estuvieron sobre la mesa. Sin embargo, sobre el tema comercial los presidentes de los países de Mercosur fueron enfáticos en asegurar que es necesaria más integración y que se fijen buenos acuerdos con otras economías para hacer crecer el comercio regional.

El presidente de Colombia, Iván Duque, aseguró que “pese a los esfuerzos tenemos un reto frente a nosotros, y es que el comercio intrarregional como porcentaje del comercio total en la región sigue siendo un comercio limitado, pequeño. Y los esfuerzos que hagamos tienen que ser para que se dinamice muchísimo más, nos complementemos, nos apoyemos y hagamos una verdadera estructura de cadenas integradas de valor regional”.

Por su parte, tal como lo reseña la agencia Reuters, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, instó a los negociadores del bloque a cerrar el texto del acuerdo con la Unión Europea para su firma antes de fin de año y agregó que trabajaba para cambiar las opiniones sobre las políticas de su país respecto a la Amazonía y los indígenas, que generaron críticas.

Mercosur, para los gobernantes, se ha tardado en promover el documento final de acuerdo con la Unión Europea y máximo ahora que el Brexit está avanzando en sus nuevas condiciones. Pero, son varias las críticas como las de Emmanuel Macron, presidente de Francia quien dijo esta semana que su país no debería firmar un acuerdo con naciones que no cumplen el pacto de París sobre cambio climático.

Otro punto que destacó Duque fue la crisis migratoria, sobre esto resaltó la necesidad de tener un camino para ponerle fin a la dictadura venezolana y apostar por un gobierno se transición, “con representación amplia, donde también se compagine con la reactivación económica”.