RIPE:

La presidenta de la Comisión Europea subrayó que el mundo poscovid-19 necesita una relación UE-China más sólida para reconstruir mejor

Cronista - Buenos Aires

Los líderes de la Unión Europea (UE) y China firmaron hoy por videoconferencia un acuerdo de inversión que dará a las compañías europeas un mayor acceso a los mercados chinos con inversiones en nuevos sectores y menos requisitos para empresas conjuntas, aunque probablemente recién entrará en vigor en 2022.

Mediante el tratado, China prohíbe la transferencia forzada de tecnología de compañías extranjeras y prometió ser más transparente sobre los subsidios y prohibir que las empresas estatales discriminen contra los inversores foráneos.

En el encuentro virtual participaron el presidente chino, XiJinping, la jefa de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, el líder del Consejo Europeo, Charles Michel; la canciller alemana, Angela Merkel; y el presidente francés, Emmanuel Macron.

El pacto está diseñado para eliminar las barreras a la inversión en China, como los requisitos de empresas conjuntas y los límites al capital extranjero en ciertas industrias. Los sectores que se cubrirán incluyen manufactura, servicios financieros, bienes raíces, servicios ambientales, construcción y servicios auxiliares para apoyar el transporte marítimo y aéreo, detalló el Financial Times.

XiJinping evaluó que el tratado hará contribuciones signicativas a la construcción de una economía mundial abierta y que en gran medida impulsará la recuperación económica en la pospandemia del coronavirus, citó Xinhua.

Mientras que Von der Leyen subrayó que "el mundo post-covid-19 de mañana necesita una relación UE-China más sólida para reconstruir mejor. Pero esto requiere de cooperación, reciprocidad y confianza, especialmente en nuestra relación comercial y de inversiones", citó Europapress.

El acuerdo promoverá la liberalización y la facilitación del comercio y la inversión mundiales, y fortalecerá la confianza de la comunidad
internacional en la globalización económica y en el libre comercio, añadió Xi.