lunes, 3 de septiembre de 2012
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Stephanny Pérez - sperez@larepublica.com.co

Apostarle al fútbol en bolsa podría ser tan incierto como el resultado de un partido. Sin embargo, para los grandes magnates del mundo, éste parece ser el negocio de moda, pese a que de acuerdo con los expertos, esta inversión puede ser muy riesgosa y no tan rentable como se piensa.

Aunque las últimas movidas de George Soros, quien se quedó con el 7,8% de las acciones colocadas por el equipo Manchester United, en su reciente salida a la Bolsa de Nueva York, el pasado 10 de agosto, y del hombre más rico del mundo, Carlos Slim, quien este fin de semana sorprendió con el anuncio de la adquisición de 30% de los clubes mexicanos Pachuca y León, llevan a pensar que esta es una tendencia nueva entre los multimillonarios, lo cierto es que el ingreso de estos hombres de negocios a las más reconocidas ligas de fútbol empezó tiempo atrás.

De hecho, fue en 2002, cuando Roman Abramovich, uno de los empresarios más ricos de Rusia según Forbes, se hizo al 100% de las acciones del club inglés Chelsea, y tiempo después, Sheikh Mansour bin Zayed Al Nahyan, un árabe multimillonario, le apostó al Manchester City, al comprar participación en el equipo. Este magnate ha señalado que entre sus planes está hacerse al Real Madrid.

Sin duda, la intención de estos inversionistas va más allá de la pasión por el equipo, pues si bien el fútbol no pasa desapercibido en ninguna parte del planeta, la transformación del modelo de negocio, podría ser el principal atractivo para los multimillonarios.

Y es que para los magnates, el hecho de tener participación en equipos de fútbol, les puede significar una reducción importante en los costos de publicidad con sus otras empresas, pues pueden aprovechar esta plataforma para posicionar sus marcas en mercados objetivos, entre otros beneficios. Así mismo, al tener una participación importante en un equipo, los movimientos de los jugadores, que suelen dejar sumas importantes, también pueden ser factores de peso a la hora de buscar rentabilidades. Pero no todo es positivo, pues aunque no todos los equipos están listados en bolsa, los movimientos normales de los mercados pueden representar pérdidas al invertir en acciones de este tipo.

Según el analista de Correval, Juan Camilo Rojas, al igual que las compañías que forman parte del mercado de capitales, las variaciones en las cotizaciones de los equipos de fútbol están sujetas a sus jugadas financieras. “La acción del Manchester, que se negocia en la Bolsa de Nueva York, solo ha caído 5% al cierre del viernes. No es volátil en su precio, pero tampoco ha tenido grandes volúmenes de negociación, pues los primeros días transó alrededor de US$30 millones y ahora maneja un nivel de US$2 millones, mucho menos que Ecopetrol”, expresó Rojas.

Por su parte, para el analista de Alianza Valores, Juan David Ballén, la variación en este tipo de acciones está determinado por una participación importante del equipo de fútbol dentro una competencia, como lo es Uefa Champions League, en las cuales se puede generar algo de especulación.

Cabe destacar que por tener una condición no segura, nunca se puede determinar cómo quedará el próximo partido o si se va a clasificar a una final, estas acciones no entregan dividendos. Es por esto que los analistas del mercado aseguran que, aunque una persona natural puede fácilmente adquirir acciones en bolsa de varios equipos de fútbol, debe considerar que está expuesto a alto riesgo.

Cómo invertir desde Colombia

Para comprar a este tipo de títulos, por ejemplo el del Manchester United, se exige una vinculación con una comisionista local a la que le pueda transferir a través de una cuenta de un banco que opere en el extranjero, como es el caso de Citibank, JP Morgan, Bank of América el monto de acceso.

Hay que tener en cuenta que este tipo de movidas exigen de un buen nivel de inversión, por lo que la cuenta deberá tener al menos US$100.000.

George Soros, por el manchester

El empresario George Soros, uno de los 20 hombres más ricos del mundo, no dudó en iniciarse en el negocio deportivo. El multimillonario adquirió el 7,85% de las acciones emitidas por el Manchester United F.C, el pasado 10 de agosto. Soros es el socio más importante después de Red Fútbol, compañía que tiene el 58% de las acciones.

Slim compró clubes mexicanos

El hombre más rico del mundo según Forbes, Carlos Slim, dueño de una fortuna de US$69.000 millones, también incursionó en la compra de acciones en el fútbol. Ahora el propietario de América Móvil, también es dueño del 30% de los clubes mexicanos Pachuca y León.

‘Millonarios’ cambia de manos

Por una cifra cercana a $5.000 millones, la compañía Blas de Leso Inversiones S.L, adquirió el 20% del equipo de fútbol colombiano Millonarios. Aunque la posibilidad de que estos clubes entren a participar en la Bolsa de Valores de Colombia es cada vez más lejana, este tipo de emisiones privadas podrían ser un paso importante.

BVC más cercano al mercado global

Invertir en las acciones más líquidas de los mercados externos, ya no es una posibilidad solamente para las empresas, sino que estará abierta a las personas naturales, pues el Gobierno Nacional estipuló el pasado viernes que los clientes no profesionales podrán realizar sus inversiones en el Mercado Global. Para el presidente de la BVC, Juan Pablo Córdoba, “este mercado es parte del compromiso de la internacionalización de la bolsa y la simplificación de procesos que hace posible que más colombianos puedan acceder a los beneficios del mercado de capitales”. A través de este canal se podrán transar 28 títulos.

Las opiniones

Juan Camilo Rojas
Analista de Correval

“Es una tendencia mundial. Manchester United entró a bolsa y hay varios equipos que quieren ser una Sociedad Anónima, con el fin de no solo captar recursos derivados de la parte comercial”.

Juan David Ballén
Analista de Alianza Valores

“Los magnates utilizan este medio para realizar publicidad de sus otras empresas. Las acciones que han emitido algunos equipos no son volátiles si se comparan con el mercado”.