Aprender a invertir en este mercado puede tardarse hasta seis meses. Sin embargo, hacerlo profesionalmente tardaría años.

Kevin Steven Bohórquez Guevara - kbohoquez@larepublica.com.co

Si usted está apartando un dinero para invertir, pero aún no sabe en qué hacerlo, una de las mejores alternativas, aseguran los expertos, podría ser el mercado bursátil. Aunque en el momento hay un gran abanico de oportunidades de cursos financieros, ingresar a la bolsa es, sin duda, una buena opción: no solo para aprender del mercado, sino también para ganar a largo plazo un dinero extra.

Aprender a invertir en este tipo de activos representa algunos riesgos. Sin embargo, expertos recomiendan que la mejor forma de hacerlo es tomar cursos en línea o en empresas certificadas en el tema. Esto, teniendo en cuenta que un buen asesoramiento es clave a la hora de ingresar al mundo de venta y compra de acciones.

Wilson Tovar, comisionista en bolsa en Acciones y Valores, explicó que lo fundamental, para empezar en este mercado es tener interés particular en este tipo de inversiones y saber que puede tardar un buen tiempo para hacerlo bien.

“Lo más importante es formarse, tener conocimientos económicos y estar apasionado por el mundo accionario. Es clave dejarse asesorar de expertos como la Bolsa de Valores de Colombia o Asobursátil. Aprender a invertir en este mercado puede tardarse hasta seis meses, eso depende de la actividad horaria de los cursos y quién los ofrezca”, explicó.

La Bolsa de Valores de Colombia (BVC), por ejemplo, es uno de los centros que ofrece este tipo de cursos. La institución cuenta con tres especialidades diferentes para capacitar a todos los interesados en conocer sobre este mercado e incluso especializarse en diferentes sectores. Presencial, virtual y hasta cursos especializados son algunos de los ofrecidos por la BVC.

A pesar de que los precios varían dependiendo la intensidad horaria, el tipo de curso y el nivel (básico, intermedio y avanzado), los costos podrían estar entre $180.000 y hasta $2,3 millones, si se escoge una clase avanzada o un tipo de diplomado.

Nivel básico de la BVC

En el nivel básico, la BVC cuenta con clases presenciales y virtuales. Hay 10 cursos disponibles y su precio varía dependiendo el tipo de clase. En estos primeros cursos, los inversionistas aprenden una introducción detallada del mercado accionario, su función y cómo operan los títulos.

Uno de los más interesantes es Planea el futuro con la BVC. Allí, los estudiantes logran aprender los diferentes perfiles inversionistas de cada persona, comprenden los conceptos de ahorro, inversión y crédito, diferencian los conceptos de activo y pasivo de una empresa con los de una persona, construyen el balance y un estado de ingresos y gastos personal y entienden las características de diferentes alternativas de inversión, entre otros.

LOS CONTRASTES

  • Wilson TovarComisionista de Acciones y Valores

    “Es clave dejarse asesorar de expertos como la Bolsa de Valores de Colombia o Asobursátil. Aprender a invertir puede ser demorado”.

Nivel intermedio

En este programa los cursos son presenciales. Según la BVC, están diseñados para continuar fortaleciendo las destrezas de los cursos básicos, pero bajo el desarrollo de mayor análisis de la economía y cómo incluyen los hechos macroeconómicos a la bolsa. En esta parte, se elevan los precios.

Nivel avanzado

Al llegar a estos programas, se profundiza en información técnica y avanzada sobre los aspectos de invertir en la bolsa o gestionar un portafolio de inversiones. Estos cursos son recomendados para todos aquellos que saben del mercado bursátil, pero quieren retomar algunos conocimientos.

Para el comisionista de Credicorp Capital, Sebastián Gallego, en estos tipos de cursos se aprende inicialmente a conocer el perfil de riesgo. “Esto es muy importante teniendo en cuenta que de aquí se desprende la tolerancia que tiene el inversionista, los recursos con los que cuenta y hasta qué punto está dispuesto a invertir. Es bueno luego de tener estos conocimientos continuar estudiando sobre el mercado, las divisas y el comportamiento macro de la economía en general”, explicó.

Así como la BVC, en el país también hay otras plataformas y empresas que ofrecen cursos o convenios para invertir en la bolsa. Un ejemplo de ellos es Asobursátil y Coursera, que, en términos generales, trabajan de la misma forma que la BVC, pero tienen diferentes metodologías de aprendizaje (con diversos enfoques) y también se ofrecen diplomados.

Pese a que por ahora las oportunidades están dadas para que los inversionistas conozcan de fondo qué tipo de inversiones pueden ser mejor para cada perfil, expertos recomiendan, sin embargo, asesorarse antes de tomar cualquier decisión y tener un poco de cautela a la hora de disponer recursos de inversión.