Comercio

El futuro de las zonas francas


Estas áreas son las líderes en la venta de textiles y eléctricos

República Dominicana tiene 74 zonas

Ian Farouk Simmonds - isimmonds@larepublica.com.co

El establecimiento de una zona franca se ha convertido, con el pasar del tiempo, en un constructor de sinergias para el desarrollo económico en las regiones donde se establece. Este es el caso de República Dominicana, que con las ZF ha visto la consolidación de la industria local y, a su vez, la creación de cadenas de valor.

A esa conclusión llega Carlos Felipe Múnera, analista del observatorio en comercio, inversión y desarrollo de la Universidad Eafit. “En el caso de la República Dominicana, con la creación de las zonas económicas especiales, acompañado de un excelente manejo institucional, ha logrado establecer importantes industrias exportadoras y cadenas de valor y ha logrado aumentar la inversión en I+D y crear empleos de calidad para los habitantes”.

En estimaciones de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo y recogidas por el Consejo Nacional de Zonas Francas de Exportación de República Dominicana, con los países de Latinoamérica y el Caribe, esta isla ocupa el primer lugar con más parques de zonas francas: al finalizar 2018 contaban con un total de 74 parques industriales.

Múnera detalla si bien la estructuración de las ZF en Colombia no es distinta a la de otros países, la gran diferencia está en que en otras zonas ha sido más fácil “entre las industrias locales y las instituciones generar correlación positiva entre inversión radicada en la zona franca y la industria local. Sin esto es imposible desarrollar las cadenas de valor tan importantes”.