El pasado 26 de mayo el Grupo Latam Airlines y sus filiales en Colombia iniciaron un proceso voluntario de reorganización

José González Bell - jgonzalez@larepublica.com.co

El 26 de mayo, Latam Airlines anunció que se acogió al capítulo 11 o ley de quiebras en Estados Unidos. En ese momento, dio a conocer que solicitaría a la Superintendencia de Sociedades en Colombia el reconocimiento transfronterizo del proceso de reorganización, petición que finalmente fue aprobada y dada a conocer por ente de control.

Con este reconocimiento se busca que las decisiones tomadas por el Juez en la Corte del Distrito Sur de Nueva York, Estados Unidos, sean extensibles a los acreedores ubicados en Colombia. En el proceso se incluye a las filiales de la empresa en Colombia: Latam Airlines Colombia y Latam Cargo Colombia,  así como las sucursales en Colombia de Latam Airlines Group y Latam Airlines Perú.

"El reconocimiento de este proceso en Colombia nos da las garantías suficientes para llevar a cabo un proceso de reestructuración organizado al mismo tiempo que continuamos desarrollando el giro ordinario de nuestro negocio permitiendo la continuidad del servicio de trasporte aéreo realizado por Latam en nuestro país”, aseguró Santiago Álvarez, director ejecutivo de la empresa en Colombia.

Hace dos semanas, cuando se dio a conocer que entraron en reorganización, la empresa dijo que la razón fue el impacto del covid-19, que ha puesto en jaque a varias compañías aéreas en el mundo.  De esta forma, las dos aerolíneas más importantes del país han ingresado al capítulo 11.

"Este nuevo paso en el proceso de reorganización del Grupo Latam, le permitirá a sus filiales en Colombia asegurar su futuro a largo plazo al  reorganizar sus balances financieros y transformar sus operaciones para adaptarlas a una nueva forma de volar", indicó la empresa en un comunicado.