El nuevo operador habría comprado a Avantel desde el año pasado y aún así accedió a los beneficios de operador entrante

Laura Neira Marciales - lneira@larepublica.com.co

Hoy no solo se conoció que Avantel fue adquirido por Novator Partners, que opera en Chile bajo el nombre de WOM, sino que Claro (Comunicación Celular Comcel) demandó al fondo de inversión que llegaría como nuevo operador, por posibles irregularidades en el proceso de la subasta.

Dentro de la demanda presentada por Archila Abogados, en representación de Comcel, se anuncia que el proceso de compra inició en febrero de este año y que le dio una ventaja competitiva a Partners que le quitaría su puesto de operador entrante.

Entre los beneficios expuestos está el ingresar al mercado colombiano de las telecomunicaciones con una infraestructura desplegada por Avantel previamente; adquirir el espectro radioeléctrico que tenía asignado el operador anteriormente que se suma al adquirido en la subasta del 20 de diciembre de 2019.

Asimismo, el hecho de contar desde su entrada al "mercado colombiano con una cantidad considerable de usuarios, lo cuales fueron conseguidos gracias al despliegue comercial de Avantel", además, de sus instalaciones físicas y el talento humano que "fueron adquiridos de manera ilegal por parte de Partbers en razón a la infracción de la obligación contenida en el artículo 9 de la ley 1340 de 2009".

Por esto, la firma de abogados le pide a la Superintendente Delegada para Asuntos Jurisdiccionales de las Superindustria, decretar medidas cautelares anticipadas por competencia desleal.

El problema de la compra se da también porque el Ministerio de las TIC otorgó a Partners beneficios por su condición de operador entrante, que es un apoyo para las compañías que no cuentan con infraestructura y deben comenzar a invertir en su despliegue, condición que ya no cumpliría el nuevo operador con la adquisición de Avantel.