.
ARCHIVO Un balance satisfactorio
sábado, 23 de marzo de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

María Paula Albán - malban@larepublica.com.co

Entramos a la última semana de asambleas ordinarias de accionistas para las empresas colombianas, y el balance es más que satisfactorio.

Y es que la mayoría de las empresas, con las decisiones tomadas en los encuentros con sus socios, encaminaron sus compañías para enfrentar una posible mayor desaceleración de la economía nacional, así como hicieron los cambios pertinentes, para mantener competitivas a sus firmas en el mercado.

Los mayores logros estuvieron centrados en lo relacionando con los cambios en los estatutos, que permitirán en muchas situaciones hacer más fácil la labor gerencial de la junta en la empresa.

Es el caso de la petrolera Ecopetrol, cuyos accionistas votaron favorablemente la propuesta de permitir que sea el directorio el que decida el momento adecuado para realizar sus emisiones de deuda, así como tendrá la potestad de hacer el reglamento y las condiciones de la colocación como lo considere pertinente, de acuerdo con la situación. Situación similar se vio en Construcciones El Cóndor, que amplió su objeto social, con el fin de poder dedicarse también a la labor de acarreos, con lo que facilita la operación de la compañía en algunas ciudades del país.

Otro caso de cambio de estatutos se vio en la tradicional textilera Fabricato. Los socios aprobaron que la antioqueña se dedique también al negocio de la construcción, con el fin de poner a producir gran parte de sus terrenos, con lo que proyectan generarle nuevamente utilidades a la compañía.

Pero esta no fue la única decisión trascendental que se tomó en Fabricato, pues los accionistas también le dieron un vuelco a la junta directiva de la compañía y conformaron un equipo de primer nivel, que tendrá la responsabilidad de transformar a la empresa. Entre las mayores responsabilidades que tendrá el grupo, encabezado por el exministro Alberto Carrasquilla, estará encontrar un nuevo presidente para la textilera.

Así, los cambios en las juntas también fueron claves en el último mes en el que se realizaron las asambleas. Aunque en algunas compañías varios miembros repiten, este año hubo un remezón más que necesario, con el fin de renovarlas en cuanto a ideas, políticas y análisis.

Pero sin lugar a dudas, las discusiones que más interesaron a los inversionistas de las compañías fueron las relacionadas con el pago del dividendo, pues para nadie es un secreto que éste es un factor determinantes para muchos al escoger las acciones de las empresas en las que quieren llevar sus recursos.

Volvemos con la asamblea de Ecopetrol, que acordó cancelar su retribución a los socios minoritarios en un solo pago el 15 de abril, mientras que otras compañías, por decisión de sus socios, incrementaron el dividendo propuesto por la junta, con el fin de hacerlo más atractivo para sus socios.

En general, las compañías aumentaron sus pagos en un promedio de 10%, a pesar de que hubo casos en los que, debido a menores resultados, se redujeron las retribuciones que se entregaron a los socios.

En este sentido, solo resta esperar el comienzo de los periodos exdividendo, que tal y como lo esperan los expertos, llevarían a un repunte de la Bolsa de Valores de Colombia (BVC), que en el último mes se ha visto muy afectada, no solamente por resultados financieros de empresas que decepcionaron, sino por la coyuntura internacional.

Al final, solo queda recordarle a los socios de las empresas nacionales la importancia de que asistan año tras año a las asambleas para ser parte activa de los procesos que viven sus activos.