Analistas

Desempeño exportador en 2017 y perspectivas para 2018

GUARDAR

Las exportaciones de bienes colombianos bordearon los US$36.897 millones en 2017, según el Dane, representando una expansión de +18,7% frente a 2016 (cuando cayeron -12,9%). De esta manera, la apertura exportadora del país (exportaciones/PIB) habría repuntado hacia niveles de 13,5% en 2017 (vs. 11% en 2016). A su vez, ello permitió un ajuste más rápido en las cuentas externas, donde el déficit en cuenta corriente cerró en niveles equivalentes a -3,3% del PIB en 2017 (vs. -4,4% del PIB en 2016).

Dicha expansión durante 2017 obedeció principalmente al repunte de los precios internacionales de los commodities, en particular de los productos minero-energéticos. Asimismo, las exportaciones de productos metalúrgicos exhibieron un comportamiento destacado, acelerando las exportaciones industriales, a pesar de las ya conocidas debilidades del aparato productivo colombiano. Paralelamente, la demanda de bienes colombianos por parte de nuestros principales socios comerciales aumentó conforme las condiciones económicas mejoraron a nivel mundial en el último año.

En 2017, las exportaciones tradicionales registraron un crecimiento de 28,4% anual, mientras que las no-tradicionales presentaron una expansión de 6,6%. Si bien dicho resultado fue positivo en su conjunto, terminó inclinando nuevamente la concentración de las ventas externas del país hacia los commodities, con lo cual la relación commodities / no commodities fue de 68% / 32%, ver gráfico adjunto.

Por el lado de las exportaciones tradicionales, las de carbón aumentaron un 59,3% anual en dólares, como consecuencia de los mejores precios que bordearon valores promedio de US$70/tonelada en 2017 frente a los US$54/tonelada de 2016. Entre tanto, las de petróleo registraron un incremento de 26% anual en dólares, debido a la favorabilidad en los precios del petróleo (resultantes de una mayor demanda mundial de crudo y las restricciones a la oferta de la Opep), implicando un aumento de 34,3% en el precio del barril colombiano. A pesar de ello, los volúmenes exportados siguieron contrayéndose un -6,1% en 2017 (vs. -22,9% en 2016), en línea con la caída en la producción local. Finalmente, el valor de las exportaciones de café se incrementó un 4% anual (vs. -4,3% en 2016), gracias a las mayores ventas de cafés especiales. No obstante, el volumen exportado del grano decreció -3,1%, producto de los retrasos en los tiempos de la cosecha.

Igualmente, las exportaciones no-tradicionales presentaron el ya comentado crecimiento de +6,6% en 2017 (vs. -2,5% en 2016), repuntando tras cuatro años contrayéndose. Desafortunadamente, gran parte de ese incremento obedece a un rebote de los precios de los commodities metalúrgicos, más no a una verdadera recuperación del componente agro-industrial. En efecto, excluyendo dicho rubro, las exportaciones no-tradicionales apenas se expandieron un +4,4% en 2017. Ello se evidencia en el pobre comportamiento de las exportaciones de químicos (+1,7% en 2017 vs. -11,5% en 2016), vehículos (0,7% vs 7,8%) y plástico-caucho (+0,3% vs. -12,7%), principales grupos de productos que conforman las exportaciones industriales.

Para 2018, Anif proyecta que las ventas externas totales se expandirían un 7,1% anual, pasando de US$36.897 millones en 2017 a unos US$39.500 millones en 2018. Así, se volvería a registrar una expansión en las exportaciones, principalmente gracias a la favorabilidad en los precios internacionales de los commodities, que estarían impulsando las exportaciones tradicionales en 2018. No obstante, vemos con preocupación la lentitud con la que avanza el componente no-tradicional, el cual volvería a registrar débiles crecimientos en 2018.

En efecto, las exportaciones tradicionales crecerían un 9% en 2018, pasando de US$22.447 millones en 2017 a US$24.500 millones en 2018. Estas se verían impulsadas principalmente por un incremento del precio del barril de petróleo “cesta-Colombia” a US$50/barril (un repunte de 9,5% anual), aun cuando la producción de petróleo se mantendría estancada en 850.000 bpd. En cuanto a las exportaciones no-tradicionales, se proyecta que estas se incrementarían un 5% anual en 2018, pasando de US$14.449 millones en 2017 a US$15.200 millones en 2018, favorecidas por la devaluación promedio proyectada de 2% en 2018 y la recuperación de la demanda en países de la región, que son destino de nuestras exportaciones. En resumen, las exportaciones colombianas mostraron un crecimiento de 18,7% anual en 2017, mayormente explicada por el repunte en los precios internacionales de los commodities minero-energéticos. Prospectivamente, Anif proyecta una nueva expansión en las ventas externas durante 2018 (+9% anual), asociada principalmente a la tendencia alcista de estos mismos precios internacionales.

Sin embargo, es cada vez más preocupante la debilidad de las exportaciones industriales y de la propia industria nacional que sigue sin dar señales de recuperación, e incluso contrajo sus niveles de producción a -1% real en 2017. Esto último como consecuencia de su falta de competitividad ante el denominado “Costo-Colombia” (sobrecostos de transporte-logísticos, laborales y energéticos) que nos sigue dejando en desventaja frente a nuestros pares regionales.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés