Analistas

Estrategia económica y políticas públicas

GUARDAR

El valor del capital refleja la estimación de su potencial productivo; en últimas depende del conjunto de los sistemas sociales en los cuales ese capital navega. Los sistemas no tienen los mismos linderos para todos los propósitos: cada ciudad región debe trazar estrategias de desarrollo según sus ventajas comparativas naturales o adquiridas, en tanto que los países establecen reglas fiscales y de seguridad social. Para efectos monetarios y cambiarios hay países cuyas monedas se utilizan como reservas y como referentes de precios para transacciones internacionales, otros con monedas compartidas (el Euro y el Franco de la antigua CAF), algunos renuncian a administrar su propia moneda, como Panamá y Ecuador, y otros, como Colombia, que aducen autonomía sin una base económica diversificada ni políticas fiscales apropiadas para compensar esta limitación.

Como consecuencia de las asimetrías entre los linderos de cada ciudad región, del sistema fiscal y de seguridad social, y de los sistemas monetarios, siempre habrá tensión entre las normas expedidas por iniciativa de los gobiernos centrales y la conveniencia de ciudades región. Estas diferencias deben abordarse de manera constructiva. Las estrategias de las ciudades región deben ser consistentes entre sí en términos generales, pero la realidad de cada una debe, en últimas, respetarse. Los acuerdos fruto de discusión, en el seno del sector privado en primera instancia y con el sector público a renglón seguido, deben precisarse pero también revisarse en forma periódica y sistemática; el éxito dependerá de la construcción de visiones compartidas realistas y exigentes, y del diseño de instituciones que permitan al tiempo la consistencia y la renovación.

Desde hace más de una década Colombia escogió un esquema de desarrollo en el cual es muy importante la utilización de recursos públicos provenientes de actividades minero energéticas. Si ella no se hace con criterios idóneos la economía seguirá a merced de las fluctuaciones que resultan de la volatilidad de los precios de productos primarios, con el consiguiente reflejo en la tasa de cambio y el peligro de enfermedad holandesa. Es preciso usar bien el dinero aportado por el aprovechamiento de recursos naturales no renovables para aumentar la productividad y evitar que la valoración del peso ponga en peligro la materialización de las estrategias de las ciudades región; al fin y al cabo, es sobre ellas que se construye el conocimiento necesario para lograr un devenir sostenible y próspero. Como corolario, queda claro que debe prohijarse cierta autonomía en temática educativa para cultivar el interés de la comunidad en las oportunidades acordes con las realidades físicas y sociales de cada espacio.

Así las cosas, cada comunidad debe ser actor central en la materialización de su respectivo destino, y el ámbito central debe ayudar a conciliar intereses, impulsar oportunidades y proveer contextos apropiados en todos los frentes. Lo público no puede limitar su tarea a corregir fallas del mercado: tiene retos inmensos, de imposible cumplimiento en la práctica sin un marco institucional público adecuado. Colombia ha avanzado de manera impresionante a pesar de su pésimo ordenamiento, pero podría mitigar riesgos y lograr resultados muy superiores rápido con mejores procesos públicos. Las exigencias del mundo no dan espera…

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

GUARDAR
MÁS LR

Agregue a sus temas de interés

MÁS LR

Agregue a sus temas de interés