Analistas

Sostenible y sustentable

Aunque son similares los conceptos relacionados con lo sostenible y lo sustentable, guardan a mi modo de ver diferencias sustanciales que vale la pena considerar y precisar, fundamentado en las definiciones más aceptadas, que estimo deben partir del significado dado por la Real Academia Española. El término “sostenible” lo define como el adjetivo “que se puede sostener”, por extensión con el poder de durar y mantenerse en él tiempo. Por su parte el calificativo “sustentable” lo define como algo “que se puede sustentar o defender con razones”, por lo tanto requiere de argumentos y hechos válidos.
Lo sostenible lleva a la sostenibilidad que se observa en cinco planos diferentes pero complementarios, a manera de tipos de sostenibilidad y son: la empresarial, la económica, la social, la política y la ambiental; cada una con condicionantes y determinantes de diferente naturaleza, donde sus fundamentales y manejo varían conforme su ámbito de acción, que esbozo a continuación.
La “Sostenibilidad Empresarial” vela por asegurar la supervivencia de las empresas y usa múltiples herramientas, procesos y recursos que garantizan ese propósito, que van de la planeación estratégica, la innovación y el servuccionismo, al compliance, entre otras. La “Sostenibilidad Económica” es la capacidad de las economías en términos territoritoriales de crecer y generar riqueza de manera continua y equitativa, generando alta movilidad social y fortaleciendo integralmente la producción y el consumo con los equilibrios requeridos.
La “Sostenibilidad Social” viene del entramado entre valores y cultura que le dan base a comportamientos y hábitos que propenden por mejoras en las relaciones sociales en todos los ámbitos de acción, desde los asociados a los derechos y deberes ciudadanos, hasta los referidos al relacionamiento con los entornos y ecosistemas donde interactuamos. La “Sostenibilidad Política” tiene que ver con la permanencia, legalidad, legitimidad y solidez de los regímenes democráticos, sustentada en la auténtica gobernabilidad y gobernanza, es decir la capacidad de responder con equilibrio dinámico a las exigencias de las fuerzas vivas de la nación, amparados en las mejores soluciones posibles de política pública, entre los pesos y contrapesos que componen un Estado de Derecho y Justicia.
Finalmente la “Sostenibilidad Ambiental” es la capacidad de los sistemas biológicos de mantenerse diversos, materiales y productivos con el transcurrir del tiempo, permitiendo preservar los recursos naturales. Sin embargo a diferencia de los otros tipos de sostenibilidad, la ambiental por ser un bien público universal o global, merece un trato diferente, en tanto la mirada debe ser más de “Sustentabilidad” es decir, ¿estamos haciendo lo correcto para fomentar responsabilidades conscientes que cumplan con el propósito ecológico de usar los recursos sin deteriorarlos?