.
INFRAESTRUCTURA Siguen presentándose los casos de hurto de redes eléctricas en Bolívar y Atlántico
jueves, 22 de agosto de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Silvana Vásquez - svasquez@larepublica.com.co

En un operativo realizado el pasado 16 de Agosto por la Policía Metropolitana de Cartagena se decomisaron 80 kilos de cable de cobre de diferentes denominaciones y calibres que se utiliza para transportar la energía.

El valor de este cable incautado se calcula entre los $6.000 y $8.000 el kilo, es decir, una cifra del orden de los $700.000 aproximadamente. En Bolívar los casos se registran en inmediaciones al cementerio de Turbaco y cerca al puente de Gambote. En lo que va del año, se han reportado más de siete casos donde se han hurtado unos 3.200 metros de cable. Estos hechos no son exclusivos del departamento de Bolívar.

El gerente general de Electricaribe, José García Saleandro, expresó que el robo de redes no es una problemática que afecta solo a las empresas de energía, por el contrario son varios los sectores que se perjudican con esta práctica ilegal. Entre ellos comunidades enteras y por lo tanto acueductos, hospitales, colegios y empresas que dejan de prestar sus servicios por el robo de cable.

Cerca de 10 kilómetros de redes eléctricas le han hurtado a Electricaribe en este año, lo que se traduce en pérdidas millonarias. En la ciudad de Barranquilla uno de los puntos más críticos se encuentra en inmediaciones del centro de la capital del Atlántico. Una de las dificultades para minimizar esta situación es que la mayoría de los casos se presentan en zonas de tolerancia como en el sector de Barranquillita.

Pese a esto, las medidas para combatir el robo de cable siguen en marcha. Existe una alianza permanente y constante entre la seguridad de Electricaribe, la Policía, el Ejército, la Infantería de Marina y Organismos de Inteligencia.

El costo que significa para una empresa cuando se presenta una fuerte oscilación de voltaje es alto, afectando sus maquinarias y productividad.

No se puede dejar de lado los riesgos que corre una persona al manipular este tipo de cables, ya que su vida se expone a una posible descarga eléctrica al momento de intentar el hurto. No es una problemática nueva y necesita un seguimiento constante.

El robo de cables es menor al de 2012
“No podemos dejar que unos vándalos acaben con la infraestructura energética. Ofrecemos un respaldo total a las autoridades en esta labor (Policía, Ejercito, DAS y Fiscalía) El índice de hurto ha bajado este año en comparación con el año 2012. Es vital para el beneficio de todos la denuncia ciudadana y así evitemos estos hechos” afirmó la Ingeniera Fanny Guerro Maya Gerente Electricaribe en el departamento de Bolívar.