.
INFRAESTRUCTURA Impacto de la caída del petróleo en el transporte
jueves, 3 de septiembre de 2015
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Juan Carlos Rodríguez

Por otro lado, están los países que exportaban petróleo y sus economías dependían de este bien. Estas economías deben enfrentar ahora consecuencias nefastas y riesgo de crisis; este es el caso colombiano.

Antes de la caída de los precios del petróleo, era indudable la dependencia de la economía colombiana de los bienes minero energéticos. Así, el impacto de la caída del precio de estos commodities es más que evidente en la actualidad.

El panorama económico para 2015 ha sido desalentador. Según estimaciones de la Asociación Nacional de Instituciones Financieras, el crecimiento de la economía para 2015 cerrará en 3,4%; a su vez, la tasa de desempleo ascenderá a 9,1%.

En cuanto al sector transporte y telecomunicaciones, las proyecciones indican que crecerá levemente más que el PIB, registrando un crecimiento de 3,5%.

Las estimaciones anteriores confirman que el sector transporte de carga es uno de los más afectados ante la caída del precio del petróleo. Debido a su papel transversal a otros sectores de la economía, este sector debe enfrentarse no solo al cambio de la carga, también debe hacer frente a los impactos del dólar.

En el corto plazo las empresas petroleras buscan la reducción inmediata en los costos para compensar las pérdidas; entre los primeros costos que se busca recortar, se encuentra el transporte.

La reducción en los fletes no es posible ni consistente debido a la coyuntura económica que ha presionado los costos operativos del sector de transporte de carga al alza. Con respecto a la carga, en el corto plazo puede haber una reducción de las importaciones, pero la carga por exportaciones no mineras tenderá a mantenerse.

Por otro lado hay una fuerte depreciación; el hecho de tener que pagar más pesos por dólar, encarece en gran manera los bienes importados de los cuales el transportador no puede prescindir.

Con respecto a los costos del transporte de carga, de acuerdo a cálculos de Colfecar, en lo corrido del año los costos del transporte de carga aumentaron 4,11%.

El Índice de Precios al Transportador (IPT) para el mes de agosto se ubicó en 135,42 lo cual implica una diferencia de 13,11 respecto al IPC de julio de 2015, mostrando así que los costos del transportador han aumentado más que la inflación, lo que resalta los altos costos que los transportadores deben enfrentar.

Es importante observar el comportamiento de rubros que presentan inusitados aumentos, como: llantas, filtros y lubricantes, costo de capital y repuestos; debido al alto precio del dólar.

En el mediano y largo plazo, los transportadores tendrán que enfrentar la disminución de la carga minero energética y de la construcción, que contribuirán aún más a la caída de la carga por motivo de importaciones.

Y esperar la recuperación de la industria y el consecuente aumento de la carga por exportaciones. Es este período álgido para los transportadores de carga, ya que se hará más evidente la sobreoferta actual que supera los 7.000 vehículos en el sector de los hidrocarburos.

Ahora bien, conforme a estimaciones de Colfecar, en el corto plazo no habrá disminución de la carga de hidrocarburos en razón a los contratos ya firmados. Sin embargo, se espera que a partir de 2016 comience a disminuir hasta 2018 para generar una sobreoferta adicional a la antes referida de 213%, equivalente a 1603 vehículos más, que inevitablemente se trasladará al subsector de carga general.