Boris Johnson, primer ministro británico, no anunciará ningún cambio drástico en las medidas contra el covid-19

Reuters

El primer ministro Boris Johnson no anunciará el domingo ningún cambio drástico en el bloqueo del covid-19 en Gran Bretaña, adoptando un enfoque prudente para tratar de garantizar que no haya un segundo punto álgido mortal de infecciones, dijo su ministro de Medio Ambiente.

Johnson anunciará los siguientes pasos en la lucha de Reino Unido para combatir el nuevo coronavirus, después de que los ministros revisen las medidas actuales, que han cerrado la economía y han mantenido a millones de personas enclaustradas durante más de seis semanas.

"Hay que ser realista, no va a haber un cambio dramático de la noche a la mañana, seremos muy, muy cautelosos a medida que aflojemos las restricciones", dijo George Eustice en una reunión informativa diaria en Downing Street, la sede del gobierno.

"Como muestran los datos que estamos esbozando a diario, no estamos fuera de peligro, todavía hay grandes desafíos con este virus". Gran Bretaña reportó esta semana el mayor número oficial de muertes por covid-19 en Europa, superando a Italia.

El número de decesos ha incrementado la presión política sobre Johnson, quien, según los políticos de la oposición y algunos científicos, esperó más tiempo que otros líderes europeos para ordenar un encierro que frenara la propagación del virus en marzo.

Los ministros han desestimado esa acusación, diciendo que tomaron las decisiones correctas en el momento oportuno. Pero con un número creciente de informaciones anecdóticas que indican que más personas están desobedeciendo el bloqueo en anticipación del anuncio del domingo, los ministros están bajo presión para que cualquier nueva regla sea lo más clara posible después de haber sido criticados por los mensajes mixtos.