La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Ripe

En una carta dirigida al Congreso, el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Jack Lew, alertó que el país alcanzará el límite de endeudamiento de US$16,7 billones (millones de millones) a mediados de octubre, por lo que le pidió a los legisladores que eleven el techo cuanto antes.

“Se proyecta que las medidas extraordinarias se agoten a mediados de octubre”, decía la misiva. “En ese momento, Estados Unidos habrá alcanzado el límite de su autoridad de endeudamiento y el Tesoro se quedaría para financiar al gobierno sólo con el dinero que tenemos en cualquier día dado”, afirmó. 
 
Se pronostica que para entonces el balance de efectivo sea de cerca de US$50 mil millones, “insuficiente para cubrir los gastos netos por un período prolongado de tiempo”, según Lew. 
 
En este contexto, el riesgo de la suspensión de obligaciones sería casi inmediato, lo que podría sacudir la confianza de los inversionistas en la nación.
 
“Tal escenario podría debilitar a los mercados financieros y resultar en trastornos significativos para nuestra economía”, manifestó la autoridad.
 
“El Congreso debería actuar lo antes posible para proteger el buen crédito de Estados Unidos”, escribió Lew y agregó que es necesario que se tomen acciones “mucho antes de que cualquier riesgo de default se vuelva inminente”.
 
Hace dos años el país estuvo a punto de declararse en default tras un acalorado debate entre los republicanos y los demócratas, quienes llegaron a un acuerdo para subir el techo de la deuda a última hora.
 
La disfuncionalidad de Washington agitó los mercados financieros y provocó que por primera vez Standard & Poor’s recortara la nota triple A de la primera economía del mundo. La agencia no le ha devuelto la máxima calificación a Estados Unidos.