martes, 13 de agosto de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Bloomberg

El esfuerzo de Colombia por debilitar el peso se encamina a costarle a Ecopetrol US$41 millones en pagos adicionales al año. Los costos crediticios en dólares de la petrolera medidos por los pagarés de referencia con vencimiento en 2019 han aumentado a 4,1%,mientras que eran de 2,74% el 28 de enero.

Si bien el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, autorizó la semana pasada una emisión de hasta US$3.000 millones, el aumento de 1,38 puntos porcentuales de los rendimientos significa que Ecopetrol podría pagar US$14 millones más por año por cada US$1.000 millones que toma prestados.

La compra de dólares por parte de Colombia y una caída de los activos de los mercados emergentes hicieron que el peso se depreciara respecto del nivel más alto en 17 meses y aliviaron lo que Cárdenas calificó de “la madre de todos los problemas”, pero la demora obliga a Ecopetrol a pagar costos crediticios más altos para cumplir con los US$12.000 millones de gasto en producción y exploración hasta 2020. El aumento de los rendimientos de Ecopetrol desde enero supera el promedio de 1,14 puntos porcentuales de incremento de los bonos de similar vencimiento de productoras estatales de petróleo de México y Brasil.

“Sin duda Ecopetrol pagará costos crediticios más altos”, dijo Juan David Ballen, un analista de la firma de operaciones Alianza Valores SA, quien añadió que “un peso más débil despeja las preocupaciones del gobierno y abre la posibilidad de abordar los mercados internacionales”.

Atención gubernamental

La compañía no ha fijado una fecha para la emisión en los mercados locales e internacionales, dijo la oficina de prensa de Ecopetrol en una respuesta por correo electrónico. La empresa prepara las autorizaciones exigidas tanto en Colombia como en el exterior, a los efectos de aprovechar las oportunidades que ofrece el mercado, según la declaración.

“El gobierno sigue con atención el desarrollo de la paridad cambiaria, pero es consciente de que Ecopetrol tiene que continuar con su plan de expansión”, dijo el director de Crédito Público, Michel Janna, en una respuesta por correo electrónico.

Ecopetrol y sus subsidiarias buscan aumentar la producción un 25%, a 1 millón de barriles por día en 2015 y a 1,3 millones de barriles en 2020, según una presentación que hizo este mes la compañía.

Cárdenas, que integra la junta directiva de nueve miembros de la empresa en su condición de uno de los tres representantes del gobierno, había presionado a la compañía a renunciar este año a vender bonos globales para evitar que el ingreso de dólares al país afectara los intentos del gobierno por debilitar el peso, que este año alcanzó su nivel más alto -1.750,5 por dólar estadounidense- el 2 de enero. El fortalecimiento de la moneda local perjudica las exportaciones de productos como café y flores al encarecerlos en términos de dólares.