La mandataria aseguró que con la medida se busca que haya menos casos de contagios de covid-19 y menos lesiones interpersonales

Cristian Acosta Argote - cacosta@larepublica.com.co

La Alcaldesa Claudia López, junto con el secretario de Seguridad y el comandante de la Policía de Bogotá, anunció este martes que habrá ley seca el próximo 31 de diciembre y el 1 de enero. "Está prohibido el consumo y expendio de licor, de igual manera que los domicilios durante estos dos días", aseguró López. La administración distrital dijo que el decreto será del 31 de diciembre a las 00:00 horas y hasta el próximo 01 de enero a las 11:59 pm

La mandataria aseguró que con la medida se busca que haya menos casos de contagios de covid-19 y menos lesiones personales entre la ciudadanía. "A menor licor, menos lesiones", afirmó la mandataria. Según López, la disminución en la ingesta del alcohol durante las últimas semanas de celebraciones dieron buenos resultados en materia de seguridad. Los datos estudiados por la administración arrojaron que los homicidios durante el 24 de diciembre se redujeron 25% y las lesiones personales 75% si se compara con el mismo periodo del año anterior.

Otra de las medidas anunciadas por la alcaldesa fue la prohibición de reuniones y celebraciones en espacios públicos; dentro de las casas también deberán tener cuidado y tratar de no exceder el límite de personas durante la celebración de fin de año. Además, hizo un llamado a aislarse y a reportar a las entidades de salud si los ciudadanos tienen algún síntoma de covid-19. Al respecto, López anunció un balance positivo; "Bogotá fue la única ciudad de Colombia que duplicó los números de rastreo de casos", aseguró la mandataria.

En cuanto al pico y cédula, la alcaldesa aseguró que se mantendrá en todos los establecimientos comerciales, públicos y privados. Cabe recordar que la medida funciona con el último número de la cédula: si el día es par, los documento con números pares no podrán entrar a los negocios.

Por otro lado, López afirmó que no habrá toque de queda durante las fiestas de fin de año puesto que, según la mandataria "en Bogotá prima la cultura ciudadana" y las otras medidas anunciadas serán suficientes para evitar un toque de queda en los próximos días.