.
CONSUMO El consumo y el instinto de sobrevivencia, también aplica a la marca
viernes, 6 de diciembre de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Rafael López Llamas

Las decisiones  de los consumidores  frente  una marca  o producto  en su  gran mayoría  están dadas por motivaciones latentes,  aquellas  que no  necesariamente  se expresan a otras personas. Lo que normalmente sucede  es que una vez  se toma la decisión, nuestro cerebro busca una justificación valida y coherente con el entorno que nos rodea.

Un ejemplo común de nuestro diario vivir,  es cuando  caminamos  desprevenidamente por una calle cuando está comenzando  a oscurecer (claro oscuro),   y de un momento a otro frenamos  en seco  o cambiamos de rumbo,  después de  haber “sentido el movimiento de un arbusto”. Claramente  primero vino la conducta provocada  por nuestro instinto de sobrevivencia,  y después buscamos una explicación  “lógica” para justificar lo que hicimos: “ es que detrás del arbusto puede estar un animal peligroso”.   Si el proceso fuera al revés, es decir, si primero pensáramos y después actuáramos, serian pocos los momentos de peligro de los cuales nos salvaríamos.

Lo anterior también sucede en los procesos de consumo, donde muchas veces actuamos y después pensamos(vale la pena aclarar que esto sucede en segundos). Áreas de formación como la psicología, la antropología,  la neurociencia, entre otras,  se han ocupado de entender las  motivaciones latentes que determinan nuestro consumo. 

Aunque hay mucha tela de donde recortar, en esta ocasión me voy a centrar en los resultados de un estudio  neurobiológico*que ayuda o determinar cuáles son las estrategias que  genera el cerebro de acuerdo a las reacciones, sensaciones y emociones  que nos rigen para sobrevivir.   

Es importante aclarar  que nuestro entorno social y cultural ha delimitado estos mecanismos de sobrevivencia,  dado que  somos seres que vivimos en comunidad, y hay algunas acciones que no se permiten realizar  de la manera más instintiva y básica, y es  aquí en donde los productos y marcas entran a jugar su rol.

Si trasladamos esto al mundo del consumo vemos  como los productos y marcas ayudan al consumidor a activar sus mecanismos de sobrevivencia. 

La Fuga  
Cuando nos sentimos amenazados, incomodos o mal con  nuestros entorno, la primera reacción es correr o huir. 

Atacar
Atacar físicamente o verbalmente trae consecuencias insospechadas y  graves  en una sociedad regida por la ley y la  racionalidad.   

Apaciguarse o amoldarse 
El instinto de pertenecer, ser parte de algo,  está en la naturaleza de los mamíferos y del ser humano para poder preservar la especie.