.
ARCHIVO La guayaba se abre paso en la industria
martes, 9 de abril de 2013
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Andrés Emilio Vargas - anvargas@larepublica.com.co

La guayaba tiene potencial para desarrollar otros productos alimenticios distintos al bocadillo y los néctares para jugos. Por el alto contenido de pectina, su pulpa puede reemplazar el uso de los tradicionales aditivos como los conservantes y colorantes. Esta fruta sobresale como una materia prima óptima para su industrialización.

El presidente de Asohofrucol, Álvaro Palacios, ha identificado varios negocios para la “fruta reina”, conocida así por su alto contenido en vitaminas A, B1, B2 y C. Así por ejemplo, indicó que “en la repostería jaleas, salsas, preservantes y colorantes hechos a partir de este insumo tendrían buena cabida por su color y propiedades nutricionales”. Y es que esto dejó de ser un simple proyecto. Corpoica(Cimpa) en Santander ha desarrollado investigaciones para generar nuevos productos a partir de guayaba. La ingeniera de procesos de esta coporación en la Olla del río Suárez, Esperanza Prada, indica que “ ya se han creado dulces de leche saborizados con guayaba y pronto saldrán al mercado”. En cuanto a los conservantes aseguró que “ si bien ya existen, se debe analizar su beneficio económico en el mercado pues hay una competencia amplia que impediría su viabilidad”.

No obstante, ya se vislumbran los primeros usos de la guayaba como industria. En Santander se creó un jugo cuyo sabor es parecido al de las tradicionales gaseosas de toronja. Se mezcló caña fermentada con guayaba blanca. Ya se tienen las fórmulas químicas, pero aún hacen falta las máquinas para su desarrollo comercial. Y es precisamente ese el problema que afrontan los productores de este fruto tropical, la falta de tecnificación en sus fincas. El presidente de Asohofrucol, Álvaro Palacios, indicó que esta industria requiere una ‘agroindustrialización’ para que así encuentre oportunidades de negocios muy distintas a la simple comercialización en el mercado nacional y la producción de bocadillos”.

Si bien la guayaba en Colombia tiene una producción anual de 130.000 toneladas, aún falta tecnificar las fincas. Una de las zonas con mayor producción de guayaba es el Meta, cuyas fincas, que tienen en promedio una extensión de ocho hectáreas, producen alrededor de 2.400 cajas anuales, cada una con un peso de 15 kilos.

Sin embargo, el director de cultivos de Corpoica en Santander, David Vargas, asegura que “en promedio una finca tecnificada puede producir por hectárea entre 40 y 60 toneladas por año”.

Para tener un cultivo de guayaba tecnificado se requieren $16 millones por hectárea. Luego de 18 meses, ya se verán los primeros frutos. Finalmente, no se deben establecer cultivos al lado de lotes silvestres, debido que estos transmiten plagas como el anillador de tallo y el barrenador.

Variedades de la frutay sus usos en el mercado
En Colombia se reconocen varios tipos de guayaba. Existen, blancas, rojas, tipo pera y agria. En la zona de Vélez, Santander se cultiva la de tipo blanco, y la roja, esta última usada para la producción de bocadillo. El nuevo refresco combinadao con jugo de caña fue mezclado con guayaba blanca, por lo que se espera sea explotada con mayor regularidad una vez este producto se comercialice. En los Llanos Orientales se da predominantemente la de tipo agrio, especial para enlatados en almíbar. Asimismo, en otras regiones se cultiva la guayaba tipo pera y Brasil redonda, usadas para jugos.

Las opiniones

Esperanza Prada
Ingeniera de procesos de Corpoica (Cimpa) en Santander

“La variedad de las guayabas propicia la generación de diversos productos en cada región. se debe invertir más en este sector porque existe el potencial para exportar ”.

Álvaro Palacios
Presidente de Asohofrucol

“La guayaba tiene una oportunidad de negocio amplia. Se necesita tecnificar los cultivos para los microempresarios y generar más investigación”.