.
ARCHIVO Descubra la causa de la inapetencia
martes, 14 de abril de 2015
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Rayza Zambrano - rzambrano@larepublica.com.co

La inapetencia es más común de lo que se piensa, sobre todo en caballos que están en proceso de recuperación por alguna dolencia u operación, lo que provoca un retraso de la misma, y ocasiona incluso la muerte, por lo general en los caballos adultos.

El primer paso es averiguar por qué al caballo no le apetece comer, evaluando su estado de salud. Esto puede tener un origen infeccioso, traumatológico, de dolor, como cólico, cargas parasitarias, alteraciones en el sistema músculo esquelético, o ser por estrés. Diego Ordoñez, médico veterinario zootecnista, explica que luego de diagnosticarse la causa de la inapetencia, debe tratarse de inmediato, para poder resolver este problema. Se puede generar un apoyo temporal por medio de vitaminas del complejo B que aceleran el metabolismo energético y permiten una recuperación más rápida.

Si el caballo no tiene ningún problema de salud, hay que encontrar una dieta que le guste para que coma con ganas, gane el peso necesario y no lo vuelva a perder. “Hay caballos que no comen dietas no palatables, es un problema de manejo. Algunas traen prebióticos y están destinadas a estimular el crecimiento de la flora digestiva para estimular el apetito”, comenta César Gómez, médico veterinario.

Cuando un caballo no consume los nutrientes necesarios empieza a utilizar el músculo como fuente de energía, para cumplir con sus funciones vitales. En  tres o cinco días ya se puede ver un cambio en la disminución de la condición corporal, hasta casos crónicos de dos o tres meses, en donde ya se observan cambios drásticos.

Otras causas de la inapetencia son los nervios de concurso, que esté pasado de forma física, sea un potro recién destetado, o que los dientes no estén bien alineados. Los problemas dentarios son bastante frecuentes, los caballos pueden perder piezas dentarias, presentar ganchos, rampas, o puntas, que hacen que prefieran no alimentarse por el dolor que les produce.

Cuando el caballo está nervioso por una competencia próxima, es importante incrementar su ingesta dos semanas antes de la competencia para que aumente de 15 a 20 kilos y el día de la competencia esté en su peso óptimo.

Para evitar la falta de apetito de los caballos, es necesario que la comida y vitaminas que se les brinda sean palatables, que los comederos estén perfectamente limpios, que tengan agua fresca y limpia 24 horas al día, y cuenten diariamente con los minerales esenciales, siendo 80% del alimento forraje, y 3 kilos de concentrado, en varias pequeñas ingestas. Es fundamental llevar un registro del consumo diario. Deben estar desparasitados correctamente y tener alineada la mordida.

Naturaleza de grupo de los caballos

La mayoría de los caballos comen mejor en grupo, porque son animales de manada y hay un factor de competición entre ellos y creen que si no comen en el momento, luego no les quedará comida. Poner los cubos de alimento juntos puede incitarlos a comer. Si el caballo es de carácter tímido, debe comer lejos.

Las opiniones

César Augusto Gómez
Médico veterinario
“El fenómeno de dejar de comer puede influir sobre el ánimo del animal, su comportamiento, y esto puede verse inmediatamente”.

Diego Ordóñez
Médico veterinario zootecnista
“Se debe realizar  un correcto examen físico porque el estado de inapetencia suele  ser el reflejo de algún proceso patológico”.