.
EDITORIAL Mensaje de urgencia para Eldorado
miércoles, 26 de marzo de 2014
La República Más
  • Agregue a sus temas de interés

Opain debe apurar en servicios para las aerolíneas y para los pasajeros, de lo contrario sería una gran frustración.

Suena destemplado oír al nuevo responsable de sacar adelante la empresa Opain, la firma concesionaria del aeropuerto Eldorado de Bogotá, que no es necesario que el sistema de transporte masivo de la Capital de Colombia llegue al terminal aéreo. Ojalá sus palabras no sean más que una ligereza, pues nadie entendería cómo alguien medianamente enterado del mundo del transporte no le da importancia a que los usuarios de los terminales aéreos puedan movilizarse al centro de la ciudad en Transmilenio, tal como sucede en las grandes ciudades en donde el metro es una alternativa cómoda y eficiente de evitar un carro particular.

Es cierto que casi todos los pasajeros usuarios de Eldorado llegan al aeropuerto en taxi o los lleva algún transporte particular, pero eso sucede porque no hay alternativas distintas, y peor aun, porque la empresa Opaín, la Aeronáutica y la Alcaldía de Bogotá no se pusieron de acuerdo en una estación a pocos metros de Eldorado. En poca palabras, la negligencia de los responsables de las tres instituciones en ese momento, (que ya no están), frustraron esa solución metropolitana para cientos de miles de personas que van al aeropuerto. Y un detalle superior: no todas las personas que van al aeropuerto son pasajeros, todos sabemos que la terminal es toda una micro ciudad en donde convergen miles de empleados.

Tampoco se ha ahondado en las verdaderas razones para que el mayor operador de pasajeros aéreos en Colombia, Avianca, no se haya pasado para el nuevo terminal inaugurado con bombos y platillos al final del año pasado. Debe haber una solución radical para ese lunar, pues los colombianos que viajan en la aerolínea líder, no pueden seguir hacinados en el Puente Aéreo que carece de las instalaciones apropiadas para la demanda de un país en crecimiento económico constante como el nuestro. Es una verdadera vergüenza que 60 de cada 100 pasajeros tengan que entrar por la misma puerta por donde salen otros 50 de cada 100. El Puente Aéreo mueve los mismos pasajeros diarios que fanáticos un clásico futbolero en El Campín, el Pascual o el Atanasio y que carezca de los mínimos logísticos.

Opaín, la Aerocivil y la Alcaldía Mayor no pueden seguir tirándose el agua sucia, que al final solo enloda a los usuarios y no a los prestadores o administradores del servicio aéreo. Lógico que Transmilenio debe entrar al nuevo Eldorado, pues es un servicio para los usuarios y una contribución enorme para la ciudad que no tendría que soportar los trancones en las inmediaciones del aeropuerto gracias a que los viajeros tienen que llegar en taxi o carros particulares. Es cuestión de sentido común y de verdadera modernidad. Si no llegamos a esos mínimos, el Aeropuerto recién estrenado sería una frustración.

MÁS DE EDITORIAL

Editorial 27/09/2021 Vienen jornadas de alta tensión desde China

Las medidas adoptadas por el partido comunista sobre criptomonedas, más el inminente impago de Evergrande pondrán a prueba la dependencia de las economías emergentes de país asiático

Editorial 25/09/2021 El presupuesto no es ley de leyes donde todo cabe

La corte debe estar atenta porque el ministerio de Hacienda convirtió el presupuesto en una súper ley a la que le cabe de todo como refor-mar pensiones y acabar garantías políticas

Editorial 24/09/2021 Borrar con el codo lo que se hace con la mano

Luego de haber sacado con gran probidad la reforma tributaria por más de $15 billones, yerra el MinHacienda al pretender cargar el erario con traslados pensionales exprés

MÁS EDITORIAL