RIPE:
DIARIO FINANCIERO

Actualmente Standard & Poor's (S&P) prevé que el Producto Interno Bruto (PIB) de Chile habría caído 6,4% en el año que recién pasó

Diario Financiero

Aunque todavía no son muchas las certezas de lo que traerá la economía en 2021 -pues todo está condicionado al avance del coronavirus y la posibilidad de controlarlo-, hay consenso de que en la mayoría de los países se seguiría profundizando la recuperación iniciada el año pasado, y Chile no es la excepción.

La actividad nacional incluso habría logrado moderar su golpe a fines de 2020, de acuerdo a la clasificadora de riesgo Standard & Poor's (S&P), que en su informe "Panorama del sector corporativo de América Latina para 2021: Un año de recuperación con altibajos", ajustó sus proyecciones para el país.

Si bien el documento alerta de que la economía local mostró "cierto rezago" durante el tercer trimestre del año que recién pasó -principalmente por el reforzamiento de las medidas de aislamiento-, plantea que una "recuperación sólida" alcanzada durante los últimos tres meses del año lograría incluso atenuar las negativas estimaciones.

Ahora S&P prevé que el Producto Interno Bruto (PIB) de Chile habría caído 6,4% en el año que recién pasó, una corrección levemente al alza desde el desplome de 6,5% contemplado por la firma en su último ejercicio, actualizado en julio.

Para el año en curso, la entidad considera que el repunte sería de 5,2% del Producto, una expansión más moderada que el rebote de 5,5% proyectado a mediados del año pasado.

El informe alerta, eso sí, que "la sociedad chilena está exigiendo cambios políticos significativos, incluyendo una nueva Constitución, lo que acentúa los riesgos a la baja para nuestros supuestos".

Asimismo, la agencia clasificadora puntualiza que, en cualquier caso, no tienen contemplados impactos significativos adversos para las empresas chilenas por lo que podrían significar los cambios al modelo.

Perspectiva negativa para toda la región
En un informe publicado hoy, su par Moody's alertó que la perspectiva crediticia para los soberanos de América Latina y el Caribe es negativa en 2021 -categoría en la que ya se encontraba Chile-, lo cual refleja que la expectativa de la firma es que las condiciones adversas que afectan el panorama crediticio continúen en los próximos 12 a 18 meses.

Si bien la clasificadora pronostica una reactivación económica en el año que recién comenzó, advirtió que "las crecientes presiones sociales dificultarán la capacidad de los gobiernos de restaurar el espacio fiscal perdido, lo cual ejercerá presión en la calidad crediticia en la región".

De acuerdo al vicepresidente de Moody's, Jaime Reusche, este año "muchas economías de América Latina experimentarán una recuperación del crecimiento, beneficiándose de efectos base favorables tras la contracción sin precedentes generada por el coronavirus en 2020, la peor desde la Gran Depresión".

Asimismo, el economista destacó que la reactivación económica continuará gracias a la flexibilización de los confinamientos y apoyos de los bancos centrales y gobiernos. Este año se reducirían los déficits fiscales a medida que las autoridades sigan relajando medidas para combatir los efectos económicos de la pandemia, pero los indicadores de deuda seguirían aumentando, lo cual ejercería mayor presión sobre los perfiles de crédito soberano, advirtió.