El dato del primer trimestre del año se convirtió en la mayor contracción registrada para el PIB desde el tercer trimestre del 2009

El Economista - Ciudad de México

La economía mexicana registró, en el primer trimestre del año, una contracción de 2,4%, con cifras desestacionalizadas, en comparación con el mismo periodo del 2019, de acuerdo con la estimación oportuna del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El dato del primer trimestre del año se convirtió en la mayor contracción registrada para el Producto Interno Bruto (PIB) desde el tercer trimestre del 2009, cuando los efectos de la crisis financiera mundial hicieron que la economía mexicana se contrajera a una tasa anual de 5,0%.

La estimación oportuna del PIB se da en medio de la pandemia del Covid-19, la cual registró su primer caso en México el pasado 28 de febrero, mientras que en marzo el gobierno tomó medidas de distanciamiento social y confinamiento, con lo cual empresas no esenciales tuvieron que cerrar sus negocios temporalmente.

Para el segundo trimestre del año analistas esperan que la caída del PIB sea aún más pronunciada debido a las medidas del gobierno para combatir la pandemia, las cuales se extendieron hasta el 30 de mayo, mientras que para el cierre del año esperan una contracción incluso mayor a la que se vivió en el 2009 por la crisis financiera.

Por ejemplo, el Fondo Monetario Internacional (FMI) estimó una contracción del PIB de 6,6% por los efectos del “Gran Confinamiento”, como le llamó a la actual crisis, mientras que a nivel mundial espera que sea de 3%.

Al interior del reporte, el Inegi informó que las actividades secundarias -aquellas relacionadas con las industrias- mostraron una tasa negativa de 3.8% anual, mientras que el sector terciario -el de servicios- se contrajo 1,4%. Cabe destacar que estos dos sectores se han visto afectados por las medidas para mitigar el contagio del virus.

Sólo las actividades primarias -que se refieren a la agricultura, cría y explotación de animales, aprovechamiento forestal, pesca y caza- registraron un crecimiento, de 1,2% en comparación con el mismo trimestre del año pasado.

En su comparación con el trimestre previo, el PIB de México se contrajo 1,6%, su quinto trimestre consecutivo en terreno negativo.

El dato definitivo del PIB se publicará el próximo 26 de mayo.