Bruselas utilizará los fondos para apoyar los sistemas sanitarios de los países europeos

Diario Expansión - Madrid

"Es el momento de actuar", ha reconocido la presidenta de la Comisión Europea (CE), Ursula Von der Leyen en la rueda de prensa posterior a la cumbre por videoconferencia que han mantenido los líderes comunitarios.

Y para ello, la política alemana ha anunciado la puesta en marcha de un fondo de respuesta al coronavirus que arrancará en los próximos días con 7.500 millones de euros (US$8.560 millones), aunque la voluntad del bloque comunitario es elevarlo hasta los US$28.550 millones.

Los representantes de los 27 estados miembros han acordado en la cumbre telemática hacer frente a la crisis sanitaria bajo cuatro prioridades: limitar la expansión del virus, asegurar la provisión de equipamiento médico con el objetivo de prevenir faltas de suministro, impulsar la investigación de la vacuna, para la que la Comisión ya ha movilizado unos 140 millones de euros, así como atajar las consecuencias socio-económicas de la epidemia.

En esta cuarta prioridad, Charles Michel ha subrayado que el bloque comunitario abordará cualquier impacto en la liquidez, apoyo a las pequeñas y medianas empresas y los sectores específicos más afectados y sus empleados.

El Consejo Europeo ha defendido además la aplicación flexible de las normas de la UE respecto a las ayudas estatales y el pacto de estabilidad para combatir una crisis sanitaria que ha llevado a Italia a aislar a todo el país ante la rápida propagación del Covid-19, cuyo balance ha llegado a superar este martes la cota psicológica de los 10.000 contagiados, con 631 muertos. Italia ya es el segundo país del mundo más afectado por el brote vírico iniciado en diciembre del año pasado en China.

"Usaremos todas las herramientas a nuestra disposición para garantizar que la UE pasa esta tormenta", ha querido tranquilizar el presidente del Consejo, quien ha trasladado a Italia su simpatía con Italia y la del resto de Estados miembros.

Los líderes europeos volverán a abordar la crisis del coronavirus en la próxima eurocumbre que se celebrará los próximos 26 y 27 de marzo y que, de momento, tienen intención de celebrar en Bruselas de manera presencial.

Antes, el Eurogrupo, el órgano comunitario que reúne a los ministros de finanzas de la zona euro, celebrará una nueva reunión el próximo lunes 16 de marzo en la que propondrá más medidas para combatir los efectos de la propagación de la epidemia por territorio europeo.

Mientras tanto, los ministros de Sanidad e Interior de los 27 tendrán contacto diario para asegurar una coordinación apropiada frente al Covid-19.