El PIB de los países de América Latina y el Caribe se desplomará 9,4% en 2020 a causa de la pandemia del covid-19, según el FMI

Paola Andrea Vargas Rubio - pvargas@larepublica.com.co

Según la más reciente actualización de las proyecciones de crecimiento económico del Fondo Monetario Internacional, FMI, la economía mundial registrará una contracción de 4,9% al cierre de este año. Estas nueva proyección corresponde a 1,9 puntos porcentuales por debajo del pronóstico de la perspectiva que publicó el FMI en abril de 2020.

La reducción se debe a que "la pandemia de covid-19 ha tenido un impacto más negativo en la actividad en la primera mitad de 2020 de lo previsto, y se prevé que la recuperación sea más gradual de lo previsto", detalló el informe.

La contracción en la economía se dará de forma generalizada, por lo que el FMI estima que el PIB de las economías avanzadas caerá 8%, el de la Zona Euro, -10,2%; el de América Latina y el Caribe, -9,4%; y el de los mercados emergentes, -3%. Sobre estos pronósticos, el FMI enfatizó en que "al igual que con las proyecciones WEO de abril de 2020, existe un grado de incertidumbre más alto de lo habitual en torno a este pronóstico. La proyección de referencia se basa en supuestos clave sobre las consecuencias de la pandemia".

Al analizar las proyecciones del crecimiento económico por países se evidencia que entre las economías avanzadas destacadas en el documento, las que más caerán al cierre del 2020 son Italia (-12,8%), España (-12,8%), Francia (-12,5%), Reino Unido (-10,2%),  Canadá (-8,4%) y Estados Unidos (-8%). Mientras que en los mercados emergentes y economías en desarrollo se destaca que avanzará 1% este año e India caerá 4,5%.

Estas proyecciones partieron de la base de que "el PIB del primer trimestre fue generalmente peor de lo esperado (las pocas excepciones incluyen, por ejemplo, Chile, China, India, Malasia y Tailandia, entre los mercados emergentes, y Australia, Alemania y Japón, entre las economías avanzadas). Los indicadores de alta frecuencia apuntan a una contracción más severa en el segundo trimestre, excepto en China, donde la mayor parte del país había reabierto a principios de abril", según el texto.

Al analizar cómo les irá a las economías de América Latina y el Caribe (-9,4%) destacó que los dos principales mercados, México y Brasil, registrarán contracciones de 10,5% y 9,1% al finalizar 2020, respectivamente. El FMI resaltó que estas estimaciones son producto de que varios de los países de la región aún se encuentran combatiendo el virus y buscando la manera de contenerlo tal como lo han hecho en otros países.

El organismo internacional también destacó en el informe que "las interrupciones generadas por la pandemia, así como los ingresos disponibles significativamente más bajos para los exportadores de petróleo después de la dramática disminución del precio del combustible, implicarán fuertes recesiones en Rusia (-6,6%), Arabia Saudita (-6,8%) y Nigeria (-5,4%) , mientras que el desempeño de Sudáfrica (-8%) se verá gravemente afectado por la crisis de salud".

¿Cómo será la recuperación en 2021?
Sobre la recuperación, el FMI detalló en la publicación que a nivel mundial la economía podría registrar una recuperación en el PIB de 5,4% en 2021. Esto está 0,4% por debajo de las proyecciones de abril, por lo que el organismo destacó que "el impacto adverso en los ingresos bajos de los hogares son particularmente agudos y ponen en peligro el progreso significativo logrado en la reducción de la pobreza extrema en el mundo desde la década de 1990".

La recuperación económica del próximo año por bloque económicos se dará de la siguiente forma, economías avanzadas con un avance de 4,8%, Zona Euro con una expansión de 6%, mercados emergentes y economías en desarrollo con una subida de 5,9% y América Latina y el Caribe con un alza de 3,7%.

Con base en estas estimaciones, el FMI resaltó que esta es una crisis como ninguna otra con una recuperación incierta. Todo dependerá del manejo y control que se le siga dando a la pandemia causada por el covid-19, la cual ya ha dejado más de 9,1 millones de casos confirmados, 4,6 millones de recuperados y 474.609 muertes.