RIPE:
DIARIO FINANCIERO

El mandatario participó en la inauguración de Ena de 2021, señalando que el país está mejor preparado para la segunda ola

Diario Financiero

Con palabras de optimismo y también reconociendo el difícil momento por el que atraviesa nuestros país, el Presidente de la República, Sebastián Piñera, participó esta mañana -vía telemática- del Encuentro Nacional de la Empresa (Enade) 2021.

Hacia el final de su discurso, el mandatario afirmó que "lo mejor está todavía por venir". "Sin perjuicio de todas las dificultades, adversidades y dolores, que nuestra sociedad y las familias chilenas hemos debido enfrentar, hoy estamos viendo una luz al final del túnel", sostuvo.

Según las palabras de Piñera, esta luz se refleja en varios factores como la vacuna, la recuperación de empleos y la reactivación de la economía. Además, indicó que se puede ver "en nuestro proceso constituyente dentro de nuestra institucionalidad y en que nuestras diferencias políticas las estamos canalizando y resolviendo a través de la democracia y del Estado de Derecho, y no a través de la descalificación ni la violencia".

La autoridad aseguró que el país está mejor preparado para la segunda ola del coronavirus: "Hoy, objetivamente, estamos mejor preparados que cuando esta pandemia nos golpeó por primera vez".

El jefe de Estado también hizo un llamado a no caer en la inmovilidad. "Tenemos que tener la convicción, la voluntad y la fuerza para hacer que los tiempos cambien, para hacer que los tiempos mejoren. Cuando se escriba la historia de estos tiempos difíciles, de estos tiempos de adversidad, estoy seguro que ella dirá que sufrimos como nunca, pero resistimos como siempre".

Sin embargo, el mandatario reconoció que la crisis que enfrenta Chile ha sido una de las más complejas tanto para el país como para él en lo personal. "En lo personal, han sido los meses más exigentes y a veces los más angustiantes de mis más de 30 años de servicio público", admitió.

Asimismo, se refirió a la crisis social iniciada el 18 de octubre del 2019, señalando que en ese entonces "se hablaba de un Chile que tenía su alma fracturada, en que convivían grupos irreconciliables que se enfrentaban a una guerra entre ellos, que se disputaban el poder sin respetar a nada ni a nadie", criticó.