El capital de los más ricos se incrementó en US$900.000 millones en el último año, eso es 12%

Vanessa Pérez Díaz - vperez@larepublica.com.co

El mismo día en que el Fondo Monetario Internacional, como preámbulo a la reunión de Davos, anunciaba que la economía mundial crecerá este año menos de lo esperado (0,1% menos), la organización Oxfam publicó un informe titulado ‘Bienestar público o beneficio privado’, cuyo tema principal es la concentración de la riqueza mundial en unos pocos. De hecho, reveló que el año pasado, la fortuna de los multimillonarios en el mundo subió US$2.500 millones por día.

“En los 10 años posteriores a la crisis económica, el número de milmillonarios se ha duplicado. El capital de los ricos se ha incrementado en US$900.000 millones tan solo en el último año, eso es 12%”, reza el informe.

El dato de crecimiento de la fortuna no es lo único que destaca Oxfam. El organismo resaltó que tan solo 26 multimillonarios poseían la misma riqueza de 3.800 millones de personas en el mundo, esto es, la mitad más pobre de la humanidad. Agregaron, que esta cifra en 2017, era de 43 personas.

“La fortuna de Jeff Bezos, propietario de Amazon y el hombre más rico del mundo, se ha incrementado hasta alcanzar los US$112.000 millones. Tan solo el 1% de su fortuna equivale a la totalidad del presupuesto sanitario de Etiopía, un país donde viven 105 millones de personas”, precisa el informe.

También hacen referencia al caso de Mukesh Ambani, quien ocupaba el decimonoveno puesto en la lista anual de multimillonarios de Forbes, y es el ciudadano indio más rico. Vive en Mumbai, en una torre de más de 170 metros de altura valorada en US$1.000 millones, lo que la convierte en la residencia privada más cara del mundo. Esta realidad contrasta con las miles de mujeres en India que no tienen acceso a servicios de salud adecuados, como el parto.

Para Winnie Byanyima, directora ejecutiva de Oxfam Internacional, esos pocos multimillonarios en el mundo no están asumiendo grandes compromisos tributarios. Según el estudio, los impuestos sobre la riqueza son especialmente reducidos. Tan solo 4 centavos de cada dólar recaudado se obtienen a través de impuestos sobre la riqueza.

“Lamentablemente, esto es una realidad en demasiados países del mundo. Las grandes empresas y los súper ricos disfrutan de bajas facturas fiscales mientras a millones de niñas se les niega su derecho a la educación”, dijo Byanyima.

Lo que se pudiera lograr con ese capital
El estudio de Oxfam hace una reflexión sobre lo que se pudiera hacer con parte del capital que reúnen las 26 personas más ricas del mundo. “Los gobiernos deberían centrar sus esfuerzos en que los más ricos aporten más recursos fiscales que permitan luchar contra la desigualdad. Por ejemplo, si las personas más ricas pagasen 0,5% más de impuestos sobre la riqueza, se recaudaría más dinero del necesario para escolarizar a los 262 millones de niños que hoy no tienen acceso a una educación y para proveer servicios de atención sanitaria que salvarían la vida a 3,3 millones de personas”.