Pompeo dijo que con el diálogo se solucionará

Paola Andrea Vargas Rubio - pvargas@larepublica.com.co

Pese a la hiperinflación, los cortes de energía y la escasez de alimentos y medicamentos que hay en Venezuela producto de la crisis que vive este país hace más de tres años, Estados Unidos informó la semana pasada que se cerró definitivamente la puerta a una intervención militar para poner fin al régimen de Nicolás Maduro. El encargado de anunciar el cambio de estrategia fue Mike Pompeo, secretario de Estado de Estados Unidos.

Esta noticia sorprendió a la oposición radical de Venezuela que esperaba que Estados Unidos llevará a cabo una acción de este tipo. Sin embargo, los analistas calificaron esta estrategia como diplomática y señalaron que es coherente con lo que Pompeo anunció el año pasado. El funcionario había dicho “hemos aprendido en nuestra historia que el uso de la fuerza militar implica riesgos importantes”.

La nueva estrategia según dijo Pompeo tendrá como objetivo “una rápida transición negociada a la democracia. Esta es la ruta más efectiva y sostenible hacia la paz y la prosperidad en Venezuela”, aseguró el Secretario quien también dijo que “las negociaciones podrían abrir el camino para salir de la crisis a través de un gobierno de transición que organizará elecciones libres y justas”.

Lo anterior quiere decir que de ahora en adelante la delegación estadounidense encargada de este tema tendrá como objetivo conseguir un diálogo con el gobierno venezolano para ponerle fin a la crisis.