Casi 39.000 mujeres demandaron a Bayer o contrataron abogados por el uso de Essure, un implante que previene los embarazos

The Wall Street Journal

Bayer dijo el jueves que pagará US$1.600 millones para resolver las reclamaciones de que su dispositivo anticonceptivo Essure causa graves complicaciones de salud, el último de una serie de acuerdos de la empresa alemana para resolver los litigios que enfrenta en los EE. UU.

Casi 39.000 mujeres demandaron a Bayer o contrataron abogados por el uso de Essure, un implante de trompas de Falopio que previene los embarazos. Bayer dijo que ya ha llegado a acuerdos con abogados que representan 90% de los demandantes y que se espera que el dinero cubra la totalidad de las reclamaciones.

Bayer dejó de vender Essure en los EE. UU. A fines de 2018, dos años después de una decisión de la Administración de Alimentos y Medicamentos que requería que el dispositivo incluyera un recuadro de advertencias prominentes sobre posibles efectos secundarios graves .

Posteriormente, la FDA requirió que los pacientes y los médicos firmaran un formulario aceptando los riesgos asociados con Essure .

Las advertencias hicieron que las ventas de Essure cayeran y Bayer dijo en ese momento que estaba retirando el producto debido a la falta de interés de los consumidores. Para 2017, Bayer ya había descontinuado las ventas del anticonceptivo en otros 20 países.

El acuerdo del jueves se produjo sin la admisión de irregularidades o responsabilidad de Bayer. La compañía dijo que defiende la seguridad y eficacia de Essure y que estaba resolviendo los casos para poder concentrarse en la salud de las mujeres "sin las distracciones e incertidumbres asociadas con este litigio".

Fidelma Fitzpatrick, abogada principal de los demandantes, dijo que si bien el dinero es un resultado bienvenido para sus clientes, "también es un caso increíblemente importante para enfatizar la necesidad de una divulgación total y transparencia cuando la salud de las personas está en juego".

Bayer compró al creador de Essure, Conceptus Inc., por US$1.100 millones en 2013, y dijo en ese momento que buscaba reforzar su debilitada división de control de la natalidad . El dispositivo recibió la aprobación de la FDA por primera vez en 2002.

El litigio en Estados Unidos comenzó alrededor de 2014, y los demandantes alegaron que Essure causó complicaciones que iban desde reacciones alérgicas y dolor pélvico crónico hasta la necesidad de una histerectomía e incluso la muerte. Essure es un dispositivo en espiral de metal y poliéster que se implanta en las trompas de Falopio, donde causa inflamación y crecimiento de tejido para bloquear la vía entre el esperma y el óvulo. A diferencia de otros anticonceptivos permanentes, no requiere ninguna incisión quirúrgica.

El primer ensayo estaba listo para comenzar en marzo antes de retrasarse debido a la pandemia de coronavirus. Las conversaciones para llegar a un acuerdo comenzaron hace aproximadamente un año, dijo Fitzpatrick.

Bayer ha estado en una ola de acuerdos en los últimos meses. En junio, la compañía dijo que pagaría hasta US$10.900 millones para resolver decenas de miles de demandas que afirman que su herbicida Roundup causa linfoma no Hodgkin . Al mismo tiempo, también dijo que pagaría hasta US$400 millones para resolver impugnaciones legales y reclamos por daños a los cultivos de otro de sus herbicidas, el dicamba, que la compañía ha comercializado para matar las malas hierbas que han evolucionado para resistir al Roundup.

Bayer heredó los casos Roundup con su compra en 2018 de Monsanto Co., un acuerdo que fue objeto de un intenso escrutinio después de que tres jurados de California otorgaron premios masivos en los juicios Roundup.