RIPE:
EXPANSIÓN

Según los datos del dominical del diario "Die Welt", que cita al Instituto Alemán de Economía, el gobierno ayudó más a las empresas

Diario Expansión - Madrid

Las compensaciones a las empresas, que contemplan hasta 75 % de las pérdidas en comparación a lo facturado en noviembre del año pasado, acaban siendo en ocasiones superiores a lo que en realidad se habría generado, de acuerdo a esos cálculos.

Esta situación es especialmente evidente en la gastronomía, sector que ha quedado paralizado desde el 2 de noviembre y para el que no se prevé una reapertura en todo el país hasta entrado enero.

Las estimaciones de ese medio se basan en cálculos del IW, según los cuales las compensaciones no son realistas respecto a lo que en verdad se pierde, ya que no se contemplan adecuadamente los costes que tendrían de seguir abiertas.

Las ayudas decididas por el Gobierno federal, en consenso con los poderes regionales, contemplan compensar a todas las empresas afectadas con hasta 75% de las pérdidas, en comparación con lo facturado el año pasado del mismo mes.

La canciller Angela Merkel y los líderes regionales acordaron esta semana prolongar hasta entrado enero las medidas vigentes, que inicialmente se habían previsto para todo noviembre. Seguirán cerrados bares y restaurantes, así como el ocio nocturno, gimnasios y toda la oferta cultural, sean museos, cines o salas de conciertos.

Con la prolongación de las restricciones se contempla asimismo otro paquete de compensaciones a estos sectores, con hasta unos 15.000 millones de euros más (US$17.000 millones), solo para diciembre.

La ministra de Justicia, la socialdemócrata Christine Lambrecht, considera que las ayudas deben mantenerse en su integridad mientras duren las restricciones.

En el mismo diario "Die Welt", su colega de Economía, el conservador Peter Altmaier, ha recordado que probablemente habrá restricciones, en mayor o menor nivel, hasta la primavera. A partir de diciembre deben establecerse niveles distintos de compensaciones, considera el titular de Economía.

En discusión está asimismo una redistribución de esas cargas hacia los poderes regionales o "Länder"-estados federados-. Hasta ahora, las ayudas las ha asumido el Estado federal.

Segunda ola y restricciones

Alemania, que en la primera ola de la pandemia logró mantenerse a un nivel moderado de contagios y fallecimientos, ha experimentado desde octubre un fuerte incremento de cifras tanto de infecciones como de víctimas mortales.

Entre marzo y abril hubo ya una paralización parcial de la actividad económica y comercial, situación a la que se volvió ahora, sin perspectiva de una rápida vuelta a la normalidad.

Este domingo se superó la franja de los 16.000 fallecimientos con o por covid-19 desde el inicio de la pandemia, aunque se observa una desaceleración en lo que respecta a las nuevas infecciones.

De acuerdo con los datos difundidos este domingo por el Instituto Robert Koch (RKI), competente en la materia en el país, en las últimas 24 horas se reportaron 14.611 nuevas infecciones y 158 fallecidos. El anterior domingo el número de nuevos casos en un día fue de 15.741 y el de víctimas mortales se situó en 138.

Desde el inicio de la pandemia se han verificado en el país 1.042.700 casos -de los cuales 722.300 son pacientes recuperados- y 16.123 fallecidos con o por covid-19.

La máxima diaria absoluta en Alemania de nuevos casos en 24 horas se registró el viernes día 20 de este mes, en que se reportaron 23.648 nuevos casos. En lo que respecta a víctimas mortales, el máximo en 24 horas se registró este miércoles, con 410 fallecidos.