Se espera que el número de pasajeros caiga a 1.800 millones este año desde los 4.500 millones de 2019, según la Asociación

Reuters

Las aerolíneas se encaminan a perder un total de US$157.000 millones este año y el próximo, advirtió su principal organismo mundial el martes, rebajando aún más el panorama de la industria en respuesta a una segunda ola de infecciones de coronavirus y cierres que afectan a los principales mercados.

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA), que pronosticó en junio pérdidas de US$100.000 millones para el periodo de dos años, dijo que ahora proyecta un déficit de US$118.500 millones solo este año, y otros US$38.700 millones para 2021.

La sombría perspectiva subraya los desafíos que aún enfrenta el sector pese a las noticias optimistas sobre el desarrollo de vacunas contra el covid-19, cuya distribución a nivel global continuará durante el próximo año.

"El impacto positivo que tendrá en la economía y el tráfico aéreo no ocurrirá masivamente antes de mediados de 2021", dijo a Reuters el director general de la Iata, Alexandre de Juniac.

Se espera que el número de pasajeros caiga a 1.800 millones este año desde los 4.500 millones de 2019, según la Iata, y se recuperará solo parcialmente hasta los 2.800 millones el próximo año. Se espera que los ingresos por pasajeros para 2020 se desplomen un 69%, a US$191.000 millones.

Los pronósticos asumen una cierta reapertura de las fronteras a mediados del próximo año, gracias a la combinación de tests del covid-19 y el despliegue de vacunas.

La Iata reiteró su llamado a los gobiernos para que reemplacen los regímenes de cuarentena que complican los viajes con programas de tests generalizados.

"Vemos que los estados vienen a escucharnos cada vez más", dijo De Juniac, citando iniciativas de tests en curso en Francia, Alemania, Italia, Reino Unido, Estados Unidos y Singapur.