Asopostal revivió la propuesta de activar servicios de ahorro, depósito y pago en cuentas postales para transacciones y recepción de subsidios

Juan Sebastian Amaya

La Asociación de Empresas Postales (Asopostal), que agrupa a Efecty, Super Giros, Su Red, Moviired, Expreso Brasilia y Coopetran, llevará nuevamente a la agenda del orden nacional la propuesta de habilitar los servicios complementarios postales (depósitos, giros y pagos) a través de las compañías del sector.

Por lo anterior, el presidente del gremio, Juan Andrés Carreño, explicó en LR que de aprobarse la iniciativa cerca de 1,5 millones de colombianos no bancarizados tendrían la opción de acceder a este tipo de servicios por medio de una cuenta postal, cifra que, según el Departamento Nacional de Población (DNP), falta por ser adicionada al sistema de beneficios públicos.

Específicamente, el dirigente explicó que la activación de las cuentas postales prestaría un servicio “fundamental” a la población perteneciente a zonas sin presencia del sector financiero y les permitiría, por ejemplo, tener un producto de depósito en cualquiera de los operadores, tener un ahorro, recibir subsidios y hacer dispersión de pagos y giros a través de canales virtuales. Es decir, tener una especie de billetera postal para hacer pagos y transferencias.

“Es fundamental tener un vehículo para llegar a todos los hogares, atendemos a 25 millones de colombianos, y se hace urgente activar los servicios postales complementarios y el Gobierno tiene que abordar ese tema. Si nosotros tuviéramos activados esos servicios no tendríamos problema para poder llevarles ese ingreso solidario a más personas y nosotros tenemos la estructura para brindarles esos auxilios”, puntualizó.

Al respecto, el presidente de Super Giros, Édgar Alberto Páez, aseguró que la medida es necesaria porque, además de fortalecer los índices de bancarización, se incentivará el uso de canales digitales y la reducción de transacciones físicas y con dinero en efectivo.

“Es la oportunidad de automatizar una operación que hoy es muy manual y que maneja mucho efectivo: se puede migrar una operación retail a una tecnológica. También da una oportunidad a la gente de tener un servicio sin necesidad de ir a un punto físico y recibir pagos de subsidios”, dijo.

Entre tanto, la gerente general de Su Red, Luisa Fernanda Cárdenas, argumentó que reconocer a las diferentes modalidades de prestación del servicio postal será una ruta para lograr la educación e inclusión económica y financiera de los usuarios rurales.

“Es el primer paso para entender la necesidad de su regulación y puesta en marcha dentro de nuestro país, pues es a través de este servicio que se logrará beneficiar a la población no bancarizada y a aquella a la que por su ubicación geográfica solo un operador postal de pago ha podido llegar con un servicio formal, seguro y de calidad”, comentó.

Bajo esa misma línea, la presidente de Efecty, Ludivia Posada, resaltó que los giros postales “se han constituido como un servicio público esencial que une a todas las regiones y la propuesta de incluir cuentas de ahorro y depósito es positiva, puesto que permite una mayor inclusión financiera para los usuarios no bancarizados”.

Durante la próxima semana, Carreño (de Asopostal) sostendrá una reunión con la nueva ministra de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (regulador de este sector), Karen Abudinen, con el fin de adelantar detalles que puedan reactivar esta opción para los medios postales digitales.