La caída en las proyecciones económicas de Estados Unidos debilitó a la divisa. Además, ambas referencias del petróleo subieron más de 2%

Juan Sebastian Amaya

Esta semana inició con la continuidad en la caída en el precio del dólar durante las últimas jornadas y, con una baja intradía de $21, la divisa se cotizó en promedio a $3.633,56.

La mayoría de monedas de América Latina operaron al alza, en medio de un aumento del apetito por activos de riesgo ante las expectativas de una rápida recuperación económica en China, así como por los datos de Estados Unidos en los que se incluye la baja en las proyecciones macroeconómicas.

Entre tanto, la actividad de la industria de servicios estadounidense repuntó con fuerza en junio y volvió a sus niveles previos a la pandemia, pero el resurgimiento en los contagios, que podría obligar a volver a cerrar restaurantes y bares, amenaza a la recuperación.

El anterior panorama de incertidumbre en EE.UU. y de optimismo en China generó que el dólar perdiera fortaleza y que el yuan marcara su mejor día contra el dólar debido al mayor apetito por el riesgo, mientras el índice de acciones destacadas de China subió a su mayor nivel en cinco años.

“La remontada en las acciones de China continental ha sido el gran catalizador (...) La única salvedad es que la economía de China no se maneja solo por fuerzas de libre mercado. Pero si los reguladores en China están ideando un mercado más fuerte, eso puede favorecer al resto del mundo”, dijo Stephen Gallo, jefe de tipo de cambio en de BMO Financial Group.

El analista de mercados en Oanda, Edward Moya, añadió que los mercados financieros siguen pasando por alto los aumentos en los casos de covid-19 en más de 30 estados de Estados Unidos, lo que también provoca debilitamiento en el dólar.

Sin embargo, recordó que también se espera que las vacunas y la esperanza de tratamientos contra la pandemia “proporcionen actualizaciones innovadoras en los próximos dos meses que podrían brindar una mejor claridad para 2021”.

En cuanto a la nueva alza en los precios del petróleo en la que, según el último cierre de Reuters, llevó al barril de Brent a aumentar 2,64% a US$43,14, y al WTI a subir 2,08% a US$40,65, el experto puntualizó que fue otro factor para la apreciación del peso colombiano.

“El petróleo sube después de que Arabia Saudita aumentó sus precios de venta por tercer mes consecutivo, lo que podría demostrar recuperación de la demanda mundial de energía”, explicó.