Judicial

La reinvención de los bufetes


El sector legal en medio de la pandemia, se enfrentó a cambios que asumieron los abogados y sus colaboradores

Las multas podrían llegar a ser de hasta 2.000 salarios mínimos, unos $1.755 millones

Salomón Asmar Soto - sasmar@larepublica.com.co

Durante la emergencia decretada por el covid-19, la Superintendencia de Industria y Comercio ha tenido que responder a nuevas solicitudes: las denuncias realizadas por los consumidores relacionadas con la pandemia. Desde el pasado 17 de marzo, cuando la entidad lanzó una aplicación para recibir peticiones, quejas o reclamos por parte de quienes sientan que se ha cometido alguna irregularidad en sus derechos en el marco de la emergencia, se han recibido 2.831 solicitudes, de las que más de 2.600 son denuncias.

En estas demandas, explica la Superintendencia, el consumidor busca la reparación o cambio del bien o la devolución del dinero pagado a través de la efectividad de la garantía. También, con el objetivo de solicitar la indemnización de perjuicios ocasionados por la difusión de publicidad o información engañosa o los derivados de la prestación de servicios que suponen la entrega de un bien.

Si se tiene en cuenta de que el acaparamiento de mercancías esenciales y la especulación con estas también son castigadas por la Ley, los infractores, de ser el caso, estarían incurriendo en varias faltas que les acarrearían graves sanciones.

“En tiempos de covid-19 no han cambiado las cosas. La posibilidad de presentar una queja sigue vigente, para que el establecimiento de comercio o empresa que esté haciendo alguna conducta contraria al derecho de los consumidores sea sancionado por la Delegatura de Protección al Consumidor de la SIC”, indicó Guillermo Cáez, socio en Cáez Muñoz Mejía Abogados.

Frente a estas situaciones, la recomendación es presentar la denuncia ante la Superintendencia de Industria y Comercio, que ha habilitado herramientas como una plataforma digital con la Vicepresidencia de la República y el Ministerio de Comercio Industria y Turismo, desde la que los colombianos podrán reportar irregularidades en tiempo real.

“El consumidor puede presentar la queja ante la empresa que está incurriendo en irregularidades y si esta no se soluciona, puede presentar una queja ante la Superintendencia de Industria y Comercio, señalando las razones de su inconformidad”, explicó Carolina Pardo, socia del Área de Práctica Competencia y Antimonopolio de Baker McKenzie. “Eventualmente, si puede sustentar los perjuicios, puede iniciar una reclamación ante un juez competente”, agregó.

En caso de encontrarse probada la vulneración a los derechos de los consumidores, después de un alegato, se podrían interponer de acuerdo al artículo 61 del Estatuto del Consumidor, multas de hasta por 2.000 salarios mínimos mensuales legales vigentes ($1.755 millones), el cierre del establecimiento de comercio hasta por 180 días y, de no acatarse las órdenes impuestas, el cierre definitivo del establecimiento de comercio.

Por eso, expertos recomiendan a los comerciantes estar muy atentos a las medidas del Gobierno Nacional, para no incurrir en acciones por las que puedan interponer demandas ante la Superintendencia de Industria y Comercio.

Una aplicación para enviar peticiones

La Superintendencia de Industria y Comercio, en su rol como autoridad nacional de protección al consumidor, la Vicepresidencia de la República y el Ministerio de Comercio Industria y Turismo desarrollaron una plataforma digital para que los colombianos puedan informar en tiempo real si notan alguna irregularidad que los afecte como consumidores. La aplicación está disponible de momento solo para Android, desde donde los consumidores podrán escoger si entrar o no como anónimos, adjuntar fotos que soporten la queja y radicar la solicitud que llegará ante los encargados en la SIC.

LOS CONTRASTES

  • Guillermo Cáez GómezSocio en Cáez Muñoz Mejía Abogados

    “La posibilidad de presentar una queja sigue vigente, aún en tiempos de pandemia, para manifestar la inconformidad”.

  • Carolina PardoSocia en Baker Mckenzie

    "El consumidor presenta la queja ante la SIC y puede reclamar ante un juez".