El presidente de la EPS Famisanar dijo que próximamente Cafam y Colsubsidio estarán abriendo, cada uno, una clínica de alta tecnología para atender pacientes en Bogotá

Mario Chaves Restrepo - mchaves@larepublica.com.co

Tras casi medio año de incidencia del covid-19, y a pesar de que en Colombia todavía no se han presentado situaciones como las que se hicieron mundialmente famosas en las clínicas de España o Italia, o en las calles de Guayaquil, cada vez se presentan más quejas contra las empresas prestadoras de salud (EPS). Por eso, el presidente de Famisanar, Elías Botero, explicó las acciones que han llevado adelante contra la pandemia y cómo han respondido a la emergencia.

¿Cómo está la capacidad instalada de cara al covid-19?
La red de Famisanar tiene 38 IPS de alta complejidad contratadas en Bogotá con un total de camas de Unidad de Cuidados intensivos (UCI) de 1.227, de las cuales hasta el 29 de julio, presentaron un porcentaje de ocupación general del 91%. El porcentaje de ocupación de estas camas por usuarios de Famisanar es de 14%.

¿Tienen pensada la construcción de alguna clínica o cuál será el plan para expandir su capacidad?
Nuestros aliados y socios Cafam y Colsubsidio se encuentran a punto de dar apertura, cada uno, a una clínica con última tecnología especializada para la atención de nuestros afiliados en Bogotá; igualmente se encuentran ampliando centros médicos en otros municipios.

¿Cuántos pacientes con covid-19 han atendido y cuántas incapacidades han dado?
De acuerdo con la información solicitada desde medicina laboral se han auditado 547 incapacidades pertinentes con diagnóstico confirmado de covid-19. Se han captado 192.514 usuarios para orientación general, evaluación de criterios de caso sospechoso; 18.277 casos positivos y 66.973 negativos.

¿Cuánto han pagado por esas incapacidades?
Hemos pagado incapacidades covid-19 al cierre del periodo julio por valor de $32,3 millones.

¿Cuántas pruebas han hecho y qué capacidad para hacer pruebas tienen?
Se han realizado a corte del 29 de julio un total de 102.997 pruebas. Contamos con 10 laboratorios contratados avalados por el INS, la capacidad varía dependiendo del volumen de muestras y disponibilidad de reactivos por lo que los laboratorios cambian de forma dinámica la capacidad diaria ofertada.

¿Cómo les fue en sus resultados financieros a junio?
Los resultados financieros de EPS Famisanar S.A.S, en el primer semestre del 2020, tuvieron un desempeño favorable. Al cierre de junio 2020 se reportó un margen neto de 2,6%, con resultado acumulado de $34.887 millones.

Este resultado ha sido producto de las estrategias para el mejoramiento de la siniestralidad, mediante la articulación de redes y rutas de integrales de atención, optimización de tarifas, gestión y seguimiento de los grupos de riesgo, entre otros. Así mismo, se ha trabajado en el proceso de contratación administrativa para generar eficiencias en los gastos con lo cual se ha generado un margen combinado de 97,4.

LOS CONTRASTES

  • Gustavo MoralesPresidente de Acemi

    “Colombia ha sorteado mucho mejor que los países comparables este descomunal desafío, gracias a que cuenta con la solidez de empresas privadas en el sector”.

¿Y los ingresos?
Frente a los ingresos, la estrategia comercial se ha visto fortalecida por factores exógenos como el traslado de afiliados de EPS que han sido intervenidas por parte de la Superintendencia Nacional de Salud y la activación de normatividad para el régimen subsidiado (Decreto 64 de 2020), que han jugado un papel importante en el crecimiento de población afiliada y, por tanto, el comportamiento creciente de los ingresos, los cuales se incrementaron aproximadamente en un 4,3% frente a la proyección inicial y un 14,5% frente a 2019.

Frente al costo médico, si bien la pandemia de COVID-19 no estaba dentro de los pronósticos financieros iniciales para el 2020, la red de servicio en salud, estructura tecnológica y plan de mejora continua adelantado por la compañía, además de la flexibilidad en los procesos y adaptabilidad del equipo humano, han permitido afrontar de manera oportuna los servicios a quienes se encuentran contagiados y/o son sospechosos de contagio. El confinamiento Nacional ha derivado una menor frecuencia en el uso de servicios de salud no prioritarios para los afiliados, tales como: urgencias, hospitalización clínica y cuidado crítico, entre otros, situación que conjugada con el incremento en los ingresos ha permitido una siniestralidad del 91.0% en el primer semestre. Es de notar que la EPS adelanta permanentemente el control y seguimiento de los servicios, con una visión de mediano plazo reflejada a través de sus reservas técnicas.

¿Cómo los afectó el confinamiento?
El confinamiento ha derivado una menor frecuencia en el uso de servicios de salud no prioritarios, situación que conjugada con el incremento en los ingresos, ha permitido una siniestralidad de 91% en el primer semestre. Es de notar que la EPS adelanta permanentemente el control y seguimiento de los servicios, con una visión de mediano plazo reflejada a través de sus reservas técnicas.

¿Cómo proyectan el resto del año?
Esta tendencia positiva evidenciada durante el primer semestre, en conjunción con las estrategias comerciales y el comportamiento de los servicios en salud, permite proyectar un cierre positivo del 2020 consistente con el plan de habilitación financiera de la compañía en el cual se espera un margen combinado de 99,2 manteniendo una visión conservadora frente a la evolución de la pandemia.

¿Cuántos afiliados tienen y qué proyección de crecimiento tienen?
En este momento contamos con 2,46 millones de afiliados en el plan de beneficios de salud y más de 60.000 usuarios en los planes de atención complementaria. A finales del año pasado ingresamos a la zona occidental del país, a Nariño, Valle, Risaralda, Caldas, Quindío, así que debemos crecer y fortalecer nuestros servicios en esos departamentos. Igualmente estamos fortaleciéndonos en la Zona Caribe, Santander y Norte de Santander, de la mano de nuestros aliados.